Comunidad gay realiza congreso nacional

La inclusión social para las personas gay, lesbianas y transexuales es una tarea pendiente, coincidieron en el evento realizado en la Ciudad de México.
Al evento acudieron unas 120 participantes de todo el país.
Al evento acudieron unos 120 participantes de todo el país. (Daniela Mendoza Luna)

Ciudad de México

Se han conseguido algunos derechos, pero la discriminación no ha parado y la inclusión social sigue siendo una tarea pendiente, concluyeron Jaime Cobian y Antonio Nevares, dos de los organizadores del Primer Congreso Nacional de Mexicanos y Mexicanas Gay, Lesbianas y Personas Trans.

Fueron dos días en la capital del país en los que un aproximado de 120 participantes de 31 estados del país se dieron cita para escuchar sobre experiencias en otros estados, dialogar con autoridades y preparar propuestas.

El 5 de noviembre la Cámara de Diputados abrió sus puertas a un evento de esta naturaleza; en el auditorio Aurora Jiménez, nombrado así por la primera mujer que llegó al mítico San Lázaro, se reunieron autoridades y participantes.

Martha Lucía Mícher, presidenta de la Comisión de Igualdad de Género en San Lázaro, fue la primera en tomar el micrófono y afirmar la necesidad de una agenda desde la sociedad civil para competir el tema de la discriminación.

A los participantes y organizadores pidió enviar sus conclusiones a la comisión que preside, para buscar el modo de promover esta agenda.

Fue el diputado perredista Roberto López Suárez, el encargado de inaugurar el Congreso, no sin antes recordar que “la homofobia que vive México ha provocado que entre los años 1995 y 2013 hayan muerto 800 personas por crímenes de odio, que pertenecían a la comunidad lésbico-gay y trans”.

Los temas principales: Políticas públicas e inclusión social, Medios de Comunicación y personas de la comunidad LGBTTI, Educación integral en sexualidad y Partidos políticos y participación electoral de mexicanos y mexicanas gays, fueron los cuatro temas que abordaron los casi 100 representantes que lograron sentar un precedente en la lucha por la igualdad.

La Comunidad Metropolitana AC, grupo neolonés que dirige Antonio Nevares, fue parte del Comité Organizador de este evento.

“Teníamos expectativas de contar con representación nacional, contar con la asistencia de personas que no pudieran ser escuchadas tan fácilmente, en especial gente joven y eso se rebasó”, afirmó.

El ex vocal de Coesida dijo que la intención es generar un compromiso con los legisladores federales para la generación de cambios necesarios que favorezcan la inclusión social.

Asimismo señaló que lo más importante es compartir experiencias entre las organizaciones que tienen más tiempo laborando y aquellas emergentes.

Finalmente dijo que la intención era convocar a agendas estatales específicas por lo que se buscaría convocar a congresos locales.

“Ya basta en Nuevo León de discursos impositivos, somos un estado de avanzada que requiere de leyes más incluyentes para todos”, dijo.

Al respecto, Jaime Cobian, activista y escritor del estado de Jalisco, insistió en la tarea de construir una agenda de la diversidad sexual a partir de lo que sucede en todas las entidades y no sólo en el centro del país.

“La inclusión y sus derechos se ganan con unidad, con la unidad de ideas, una agenda clara y eso es que tenemos que lograr.

“Es el momento para hablar de derechos y hablar de inclusión, en todos los municipios, en todos los estados y comenzar a construir estas agendas estatales”, dijo.

Cobian dijo que la consecución de derechos legales no ha avanzado a la par, ya que mientras en estados como Coahuila o el Distrito Federal se ha dado cambios en los Códigos Civiles, esto no se permea en la sociedad.

Señaló que las leyes han podido lograr una discusión social a tal grado de hacer un cambio cultural y ésta es la gran tarea pendiente, que debe sacarse del centro y llevarse a todo el país.