No compete al estado regular tarifas de ATAH: Secte

Las rutas que explota esta empresa son de concesión federal, por lo que la competencia pertenece a la SCT
Así quedó el autobús ATAH involucrado en el accidente.
Autobús ATAH, involucrado en un accidente. (Foto: Javier Conde)

Tlaxcala

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes del Estado (Secte) precisó que los incrementos a la tarifa del pasaje de la empresa Autotransporte Tlaxcala –Apizaco –Huamantla es un asunto que compete a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), en virtud de que las concesiones que posee para la explotación de las rutas son federales.

Por esta razón, cualquier sanción y regulación en este tema corresponde exclusivamente a la dependencia federal.

La dependencia estatal refirió que la tarifa en el transporte público federal se encuentra liberada, es decir, con base en la oferta y la demanda las empresas de autotransporte podrán determinar el costo del pasaje así como sus modificaciones, sin que se requiera la aprobación de la SCT.

Sin embargo, los concesionarios están obligados a registrar estas tarifas ante esa dependencia con un mínimo de siete días previos a su aplicación, como lo establece el reglamento de autotransporte federal y servicios auxiliares en su artículo 61, publicado en el Diario Oficial de la Federación en noviembre del año dos mil.

Por lo tanto, será la autoridad federal la que regule y, en su caso sancione la omisión a este reglamento.

Gisela Santacruz Santacruz, titular de la Secte, señaló que esta institución autorizó un ajuste en la tarifa del servicio local que entró en vigor el pasado 10 de diciembre, mismo que aplica solo a las rutas estatales, es decir a unidades que prestan el servicio con concesiones otorgadas por el Gobierno del Estado.

Por esta razón, el incremento a la tarifa de los servicios que ofrece ATAH es única y exclusivamente competencia de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes Federal.

La servidora pública estatal recordó que la tarifa autorizada para el transporte local es de 6.50 pesos por el traslado de uno a seis kilómetros, más 10 centavos por kilómetro adicional en el recorrido que haga el usuario.

En este sentido, los concesionarios estatales tienen la obligación de exhibir en las unidades la tarifa autorizada por esta instancia para conocimiento de los usuarios, por lo que de incurrir en alguna anomalía, la Secte aplicará sanciones de acuerdo con la normatividad vigente en la materia, establecida en la Ley de Comunicaciones y Transportes, así como en su reglamento.