Ambulantes se quejan por agresiones de inspectores y policías

Aseguran que fueron gaseados por personal de Comercio y elementos de seguridad; acuden a Palacio Municipal, pero secretario del Ayuntamiento no los atiende.

Monterrey

Comerciantes ambulantes realizaron una protesta en los bajos del Palacio Municipal del Monterrey para quejarse de que fueron desalojados con lujo de violencia del lugar que ocupaban sobre la avenida Juárez, en el centro de la ciudad, por inspectores de Comercio y policías municipales.

Los quejosos manifestaron que fueron agredidos y gaseados, y culparon al director de Comercio, Dante González Colín.

Gonzalo Vidal Pinto explicó que desde hace tiempo trabajan en ese punto, y que llegaron a un acuerdo con funcionarios de la Secretaría del Ayuntamiento para seguir ejerciendo el comercio ambulante en el lugar, pero la Dirección de Comercio los fue a sacar y les decomisó la mercancía.

“El señor se presenta el sábado a golpear gente, a decomisar mercancía, con inspectores, policías, gaseando gente que nada tenía que ver, de qué se trata, se portó algo prepotente, queremos solución porque tenemos necesidad de trabajar. Tenemos tres días que no trabajamos”, puntualizó.

Los comerciantes mostraron documentos donde presentaron su denuncia ante la Procuraduría de Justicia por las lesiones y daños que sufrieron, y lamentaron que en el Palacio de Monterrey ningún funcionario los quiso atender, pese a que el secretario del Ayuntamiento, Jesús Hurtado, los había citado para este lunes al mediodía.

“Nos pidió que viniéramos hoy para analizar una solución, pero preguntamos por él y nos dijeron que no está, y nadie nos ha querido recibir”.

Los comerciantes se mantuvieron durante toda la mañana en los bajos del Palacio Municipal, sin que nadie los recibiera ni atendiera sus demandas, según denunciaron.