Bullying ha rebasado a las instituciones: especialista

El director de investigación de la facultad de Psicología destacó la importancia del desarrollo de estrategias contra esta problemática, que se agrava con el uso de las redes sociales.

Monterrey

Ante el aparente incremento de los casos de bullying escolar, el director de investigación de la facultad de Psicología de la UANL, Miguel Villegas, señaló que esta problemática ha rebasado a las instituciones.

Por ello, indicó que el centro educativo actualmente trabaja en el desarrollo de estrategias contra esta problemática, y aseguró que es el momento oportuno para generar alianzas con el objetivo de combatir las agresiones.

“Es una situación que actualmente, hay que aceptarlo, nos ha rebasado en cierta medida. 

"Yo creo que estamos en un momento muy importante de generar alianzas que permitan, precisamente, la resolución y desarticulación de todas estas formas de agresión", dijo.

Asimismo, expuso que el auge de las redes sociales ha permitido que el bullying se agrave y sea mayormente expuesto, permitiendo a los agresores tener aún más control sobre la víctima.

"Definitivamente las redes sociales han permitido la exposición de muchas problemáticas, no nada más lo del bullying, sino la misma red social permite la evidencia, incluso, en el mismo momento en que está sucediendo.

"Algo que tiende a repercutir aquí es la facilidad con la que corre la información (...) viene a complicar más la situación para las personas que lo están padeciendo, ya que esto tiene que ver con una cultura del miedo. A los agresores les permite todavía generar más vías de poder y control sobre las víctimas", explicó Villegas.

Por tal motivo, el psicólogo invitó a los padres de familia a revisar la situación dentro de la casa, la cultura del respeto y los valores, tanto para detectar a víctimas como a agresores.

"Hay que cuestionarnos en casa cómo ha sido la política del respeto, la forma en que se han establecido los límites. Por lo general (los agresores) sobresalen porque buscan minimizar a los que son diferentes y desde ahí tratan de atacar", afirmó.

No obstante, señaló que también pueden darse situaciones polarizadas, donde el agresor sea social y con liderazgo, o aislado y cuya interacción sólo sea para molestar a otros.

En cuanto a la víctima, mencionó Villegas, la mayoría de las ocasiones se trata de una persona con baja autoestima, problemas de fracaso escolar y con ansiedad de asistir a clases.

El director de investigación destacó la importancia de no resolver estos conflictos con violencia, sino recurrir al diálogo.

"Ninguna estrategia tendría que ir encaminada a generar más violencia; las estrategias necesariamente tendrían que ir encaminadas al respeto a la otra persona, en valorar más la línea de la resolución del conflicto por medio del discurso.

"La situación del miedo genera una sensación de vulnerabilidad muy alta, y la víctima necesita sentirse protegida y escuchada sobre todo; de igual manera la persona que ejerce la violencia", concluyó.