Hasta con bote, El Chimo es casilla de difícil acceso

Brechas, acantilados y mar abierto serán los riesgos en los comicios.
Integrantes del IEPCJ realizaron un simulacro de las elecciones próximas.
Integrantes del IEPCJ realizaron un simulacro de las elecciones próximas. (Alejandro Acosta)

Puerto Vallarta

En la próxima elección del 7 de junio en Jalisco habrá casos en los que el conteo de votos, el traslado de las urnas y la presentación de los datos preliminares pueda concluir pocas horas después de que se cierren las casillas, sin embargo, hay zonas en las que esto ocurre de manera diferente, y el proceso conlleva riesgos y requiere de una labor especial, son las casillas de difícil acceso.

En el extremo sur de la Bahía de Cabo Corrientes, se encuentra El Chimo, una localidad en que cuenta con 285 habitantes y en dónde se instalará una casilla de la sección 301 a la que podrán participar 312 personas, pues además de la gente que vive en El Chimo, se sumarán electores de poblados aún más pequeños como El Limón, Los Corrales, La Cueva y otros.

Un simulacro de instalación de casillas de difícil acceso, llevado a cabo por el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana (IEPC) y en el que estuvo presente MILENIO JALISCO, evidenció que arribar o salir de El Chimo no es cosa sencilla, en automóvil existen múltiples factores que pueden desde complicar, hasta imposibilitar el paso; el clima es uno de ellos, una lluvia de considerables magnitudes puede “desaparecer” las líneas de los caminos de terracería, crear trampas de lodo que atascan los vehículos, en tanto que conducir durante la lluvia es prácticamente una invitación al peligro.

Las pequeñas brechas y los inmensos acantilados se convierten en una combinación letal que tras cinco horas de trayecto desde Puerto Vallarta puede hacer que los nervios traicionen a los automovilistas cuando se percatan de que en las curvas la llanta derecha de la parte trasera queda “volando sobre el acantilado”, platica Ricardo Antoni Galván, coordinador distrital de capacitación en esta zona.

Otra opción es viajar en bote, donde el vaivén de las olas y las inclemencias del tiempo pueden hacer que las tres horas que dura el viaje parezcan duplicarse, a eso se suma la incomodidad de los asientos y la posibilidad de quedar varados a mar abierto, algunas cosas más improbables que otras, pero un riesgo permanente.

En el poblado, los habitantes también enfrentan sus complicaciones dentro del tema electoral, tramitar y recoger su credencial para votar es una de ellas, “el (modulo) más cerca está en El Tuito”, José Luis Cruz, habitante del lugar que habla mientras repara una red de pesca, que es la principal actividad económica de la población.

El Tuito es la Cabecera Municipal de Cabo Corrientes y queda a más de 90 minutos de trayecto de El Chimo, algo que no es impedimento para conseguir la credencial de elector, aunque en contra parte, parece que si lo ha sido para que los candidatos acudan a El Chimo para presentar sus propuestas.

“Yo no conozco a ni un gallo, no ha venido ninguno para acá”, señala el pescador, quien además lamenta que las promesas de campaña sean solo compromisos que no se cumplen, como la conclusión de la construcción de un espigón para la localidad, y que desde hace cuatro administraciones permanece a medias, “Ninguno ha podido acabarlo, se los hemos pedido varias veces y dicen que sí pero mira, no hay nada”, reprime, pero eso no reduce su ánimo para votar, pues dice que “hay que votar, así es como vamos a cambiar las cosas”.

En el simulacro solo dos de los diez partidos políticos tuvieron presencia, el Partido de la Revolución Democrática (PRD) y el Partido Movimiento Regeneración Nacional (MORENA) con sus Consejero representante ante el IEPC, José Alberto López y Benigno Rojas Guerrero respectivamente.

“Es un ejercicio interesante en el que tenemos que estar”, mencionó Benigno, en tanto que Alberto López explicó que su asistencia se trata de “congruencia, si hablamos de escuchar y de atender a la ciudadanía, tenemos que participar en estos ejercicios, porque vale lo mismo un voto aquí (en el Chimo) que uno en Puerta de Hierro”.

Las casillas de difícil acceso requieren una atención distinta a la de cualquier otra en el estado, y hasta el momento, nunca se ha visto afectado un proceso electoral por contingencia alguna, situación que Guillermo Alcaraz Cross, Consejero presidente del IEPC, atribuye a que nunca se ha dejado de trabajar o se a descuidado alguna de las 23 casillas extraordinarias en Jalisco.

En cuanto al ejercicio y el clima electoral previo al 7 de junio, Alcaraz Cross señaló que “el Estado se encuentra en paz y vamos a tener un proceso sin problema”, aseguró, a pesar de que en la gira realizada por el Instituto se eliminó la visita al municipio de Mascota por recomendación de la Fiscalía General, “Creo que andaban en una investigación en la zona y (la recomendación) fue para no entorpecer”, agregó el consejero presidente.