La sobrerregulación forestal daña bosques mexicanos

El Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible subraya problemas serios de tramitología, autorizaciones, vigilancia y fiscalización que descapitalizan los bosques y destruyen empresas
La sobrerregulación forestal daña bosques mexicanos
La sobrerregulación forestal daña bosques mexicanos (Cortesía)

Guadalajara

La meta de contener la destrucción de los bosques y selvas de México, y la consecuente degradación de las poblaciones campesinas que dependen de ellos, se hará más complicada de cumplir mientras las autoridades no comprendan la necesidad de que los trámites y los esquemas de control de los proyectos forestales deben ser ágiles y fundamentados en la confianza, advierte un informe del Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible (CCMSS).  

"Se trata de un primer avance para documentar qué aspectos de la regulación forestal y de su aplicación son excesivos o redundantes e impiden un mayor desarrollo. Entre otros, señala las redundancias en requisitos y trámites; la falta de coordinación entre las dependencias ambientales, y la falta de recursos humanos y materiales en las oficinas encargadas de procesar solicitudes y otorgar autorizaciones", destaca la presentación del reporte, titulado Sobrerregulación forestal, un obstáculo para el desarrollo sustentable de México.

"Hace tres décadas, México se puso al frente del mundo y mostró el camino para combinar el desarrollo económico con la conservación de los recursos naturales. Otorgando a las comunidades el derecho a manejar sus bosques, consolidando el proceso de reforma agraria que ocurrió durante el siglo XX, el país encontró una forma efectiva y económicamente viable de conservar la naturaleza. Este manejo forestal, esta silvicultura comunitaria, resultó tener la ventaja, además, de que al tiempo que ayudaba a conservar los bosques activaba las economías locales, generaba ingresos para las familias campesinas y provocaba una acumulación de capital en comunidades de zonas remotas y, por lo general, de alta marginación. En sus inicios, en los años ochenta, el experimento se llamó 'socioproducción'; cuando se consolidó como una política pública se le llamó 'el modelo mexicano de manejo forestal comunitario", refieren los autores: Eugenio Fernández Vázquez y Noé Mendoza Fuente. 

Añaden: "el manejo sostenible de bosques y selvas naturales es una alternativa viable y efectiva para detener el deterioro de estas zonas, además de ser la mejor opción para capturar carbono, por encima inclusive del establecimiento de áreas naturales protegidas o de los programas de reforestación. Desde aquellos inicios en los ochenta hasta ahora, sin embargo, en lugar de avanzar por ese camino, fortaleciendo las capacidades comunitarias para el manejo y la conservación y para la gestión y administración de las empresas que se formaron; en lugar de impulsar la creación de una industria transformadora de productos forestales que contribuya al crecimiento del país, gobiernos y legisladores mexicanos han ido creando nuevos obstáculos. Un marco regulatorio que restringe la extracción de madera y otros productos forestales, obligaciones fiscales diseñadas para la ciudad y virtualmente imposibles de cumplir en el campo, y una política hacia las regiones forestales orientada prioritariamente a la conservación pasiva de los recursos naturales, entre otros factores, han provocado el constante retroceso de la producción nacional frente a las importaciones, junto con la desaparición sostenida de empresas forestales comunitarias. Normatividad y burocracia se han combinado para minar el potencial del sector forestal, e impiden que contribuya a la búsqueda de un crecimiento socialmente incluyente, económicamente sólido y ambientalmente responsable para México. En pocas palabras, la sobrerregulación se ha convertido en un obstáculo para el desarrollo sustentable del país".  

El texto busca "documentar aquellos aspectos de la normatividad y de su aplicación que impiden el desarrollo forestal sustentable. Es también un esfuerzo por apuntar algunos caminos para solucionar este problema y fortalecer el aprovechamiento sustentable de los recursos naturales por comunidades campesinas. Entre los factores analizados, este nuevo estudio señala una política forestal contradictoria, que al tiempo que impulsa el aprovechamiento forestal como herramienta para el desarrollo y la conservación, da preeminencia a programas que privilegian esquemas pasivos de conservación. Pero sobre todo, los autores señalan una regulación excesiva, redundante y onerosa como causante de la pérdida de impulso de la producción forestal comunitaria".    

Ejemplos: en el ejido 20 de Noviembre, en Calakmul, Campeche, "el sector forestal está sujeto a una cantidad ingente de trámites, que deben ser procesados por oficinas de gobierno que no tienen los recursos humanos ni materiales para hacerlo en tiempo y forma. A esto hay que agregar que las dependencias gubernamentales no están coordinadas entre sí, de tal manera que muchos de los trámites y requerimientos son redundantes".  

¿Qué se puede hacer? "Propone reducir la cantidad de trámites eliminando redundancias y los procedimientos y requisitos innecesarios. El reporte señala también la necesidad de cambiar la lógica con la que está construida la regulación, de forma que parta de la confianza en los productores y no de la convicción de que el aprovechamiento maderable pone en riesgo la biodiversidad. Resalta también la necesidad de dotar de más personal, mejor calificado, a las oficinas a cargo de procesar esos trámites. Esto, junto con la implementación de mecanismos eficientes de coordinación entre dependencias gubernamentales y la descentralización de las atribuciones que hoy tiene la Federación, permitiría desahogar con mayor celeridad las solicitudes que recibe la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales".

Por último, "el reporte concluye repasando las ventajas de impulsar el manejo forestal comunitario. Ilustra, por ejemplo, los mecanismos a través de los que contribuiría a alcanzar un crecimiento económico sostenible en el largo plazo, socialmente incluyente y ambientalmente responsable". El trabajo completo se puede consultar en http://www.ccmss.org.mx/wp-content/uploads/2015/05/Sobrerregulacion-Mendoza-FernandezVazquez-CCMSS.pdf.