Anuncia arzobispo visitas a penales de NL

El prelado realizará esta actividad junto con seminaristas, con el fin de llevar el mensaje cristiano a las cárceles de la entidad.
Rogelio Cabrera invitó a los regiomontanos a vivir la Semana Santa sin excesos.
Rogelio Cabrera invitó a los regiomontanos a vivir la Semana Santa sin excesos. (Foto: Roberto Alanís)

Monterrey

Durante los días de la Semana Santa, el arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, junto con un grupo de seminaristas de la región, visitarán diferentes penales del estado de Nuevo León para realizar actos de caridad y llevar un mensaje cristiano.

En rueda de prensa tras la misa de este Domingo de Ramos, el prelado explicó que esta misma tarde acudiría a visitar a los reclusos, actividad que realizará durante los días de la Semana Mayor.

"Un servidor visitará los reclusorios; el día de hoy estaré en el Centro de Detención en Apodaca; el jueves santo iré a Topo Chico, y el domingo de resurrección en Apodaca. Los seminaristas que me acompañan en la Catedral visitarán los diversos lugares, donde hay lugares que sufren, donde hay pobres, y los más pobres de Monterrey. Irán a visitar y ayudar un poco, no irán a predicar a donde van a ir a hacer la limpieza, a ayudarles un poco a cuidar a las personas", detalló Cabrera López.

Estas actividades corresponden al mensaje de la Semana Santa, en congruencia con la insistencia de la Iglesia de vivir la época en caridad, comentó.

Entre esta misión estarán visitando también los centros de atención a migrantes en diferentes puntos de la zona metropolitana de Monterrey, buscando no sólo escuchar las problemáticas de éstos, sino buscar solución.

"Sabemos que nos rebasa la pobreza, el sufrimiento de la gente, pero la Iglesia hace lo poquito que puede y desde luego lo hace con el interés de que nuestra sociedad cambie y los ciudadanos –no sólo la autoridad- nos preocupemos por el bien de todos", aseguró el prelado.

Por último, el arzobispo reiteró su llamado a vivir esta semana de manera sana, evitando caer en excesos y respetando la vida humana. En ese sentido, pidió evitar excesos de alcohol y de velocidad al volante.

"Pido que el que maneja no tome alcohol; cada vez son más frecuentes y dramáticos los accidentes de carreteras, casi todas las semanas vemos. Creo que algunas cosas podrían evitarse con prudencia, pero también si quienes conducen no van bajo el efecto de ninguna adicción", comentó.