Guadalajara y el ‘boom’ de las cirugías plásticas

Tan solo en 2013 se realizaron 800 mil intervenciones quirúrgicas de belleza en la capital del estado de Jalisco.
El doctor Fernando Guerrerosantos reveló que recibe en promedio a cinco pacientes extranjeros por mes.
El doctor Fernando Guerrerosantos reveló que recibe en promedio a cinco pacientes extranjeros por mes. (Especial)

Guadalajara

La industria del turismo médico hospeda cada vez a más viajeros en México que buscan embellecerse a través de la cirugía plástica estética. Los bajos costos y la proximidad con los Estados Unidos, motivan principalmente a los americanos y canadienses a elegir a la ciudad de Guadalajara como un destino clave para operarse a un menor precio.

El cirujano plástico Fernando Guerrerosantos Arreola, afirmó que la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG) es la capital de la cirugía plástica en todo el país, ya que per cápita se practican más cirugías plásticas que en el Distrito Federal.

Dada la sobrepoblación de cirujanos en la entidad, toda vez que en Guadalajara existen 450 cirujanos plásticos, mientras en el DF 750, lo cual resulta en que el 20% de los procedimientos de todo el país se realicen en la capital de Jalisco.

"Hemos tenido una variación a lo largo de los últimos años con pacientes extranjeros. Desgraciadamente hemos tenido una baja porque el Gobierno de Estados Unidos nos había calificado como inseguros, les había dicho a sus ciudadanos que no vinieran a México. Afortunadamente, ya traemos un tiempo una racha en la que volvemos a recuperar terreno. En promedio yo recibo cinco pacientes extranjeros al mes", subrayó.

De acuerdo con la Sociedad Internacional de Cirugía Plástica y Estética (ISAPS), después de los Estados Unidos y Brasil, México ocupa el tercer lugar a nivel mundial en este tipo de procedimientos.

Tan solo en 2013 se realizaron más de 800 mil intervenciones a manos de más de 1550 cirujanos plásticos certificados por las asociaciones internacionales, siendo la liposucción la practica más recurrente, seguida del aumento mamario y la corrección de nariz.

"La mayoría de los pacientes que vienen desde Estados Unidos no vienen por cirugías pequeñas porque entonces ya no les es costeable. Ellos vienen por cirugías grandes, es decir, diferentes intervenciones a la vez. Eso les genera que les cueste hasta 70 por ciento menos, de que si lo hicieran en su país de origen", destacó el doctor tapatío.

Tal es el caso de Beverly Briley, quien en enero pasado arribó desde Tampa, Florida al estado de Jalisco para someterse a dos cirugías extensas, tras perder más de 80 kilos en los últimos cinco años.

"Llegué el 13 de enero y mi primera cirugía fue el 15. El doctor Fernando me realizó una abdominoplastia, removió la piel de mis brazos. Siete días después me levanté el busto y mis chaparreras fueron reducidas. Por lo que he podido buscar en Internet, el procedimiento que me realicé costaría 40 mil dólares en Estados Unidos. Y aquí, incluido todo, tal vez 15 mil dólares, con avión, estancia, taxi, todo", expresó.

Al igual que Beverly, Carl Smith de Dallas, Texas, encontró al doctor Guerrerosantos a través de chats en Internet y sin duda lo motivó a venir.

El bajo precio y la preparación equiparable del cirujano con la de los médicos norteamericanos, así como el equipamiento de los hospitales de Guadalajara llevaron al norteamericano a venir a territorio mexicano.

"Me hice los parpados inferiores y superiores, rejuvenecimiento facial y levantamiento de cuello. También me redujeron el tamaño de mis orejas. Es importante para tu autoestima, para verte bien; cuando te ves bien naturalmente, tratas mejor al mundo", dijo.

Guerrerosantos asegura que además de los foráneos, también hay una fuerte demanda de americanos que viven y residen en el país. "Por ejemplo en Chapala, residen 10 mil retirados americanos y canadienses, estos también nos visitan, pero se comportan como locales".

Tapatíos también se benefician:

Pero la llegada de estos extranjeros al estado de Jalisco, beneficia no solo a cirujanos y hospitales. Decenas de familias tapatías también se benefician, especialmente con el hospedaje de los pacientes en sus hogares, con un concepto llamado "Bed and Breakfast", el cual incluye la estancia del viajero, su alimentación e incluso cuidados postoperatorios.

Emma Galicia, ha empleado este negocio desde hace 8 años, al asegurar que fue una oportunidad para ganar dinero desde la comodidad de su hogar y que ahora la beneficia para darse algunos lujos.

"Yo quería estar en casa, cuidando a mis hijos y tenía un espacio disponible, un departamento junto a mi casa. Cuando me propusieron esto dije: bueno, esto va a ser dinero extra. Es dinero que invierto en mi familia, en viajar, dinero extra que me cae bastante bien", afirmó.

Como anfitriona, Emma recibe cada mes inquilinos, entre ellas a Beverly y su esposo Brian, a quienes les cobra por cada noche de estancia y les da tres alimentos balanceados de acuerdo a su dieta.

Por lo general, el visitante llega a permanecer entre 15 y 20 días en el país, tras la intervención quirúrgica. Ello ha motivado a que además de la estancia, guías turísticas los paseen por los sitios más populares de la ciudad.

José Amezcua, lleva 15 años en el negocio del traslado de pacientes extranjeros, que forman parte del turismo de salud. "Normalmente me tocan las americanas, porque no hablan español, desde luego yo tengo que transportarlas, llevarlas a los exámenes de laboratorio y también es importante la traducción del idioma al español, aunque también he recibido pacientes de Alemania y Siria".

En tanto, Beatriz Pérez, ha recibido en siete ocasiones a pacientes extranjeras. Les cobra 900 pesos por noche y les ayuda con la recuperación, al aplicarles terapias holísticas de hielo.