A cargo de la tercera estación por 25 años

María Estela Hernández habitante de la colonia Obrera en Madero, se dedicó a instalar el lugar para este Viacrucis. Con devoción montó una mesa con un mantel blanco, flores blancas y rojas.
“La ofrezco al Señor con el corazón, en este día y le hago su altar, sencillo y austero porque este día es austero", dijo María Estela Hernández.
“La ofrezco al Señor con el corazón, en este día y le hago su altar, sencillo y austero porque este día es austero", dijo María Estela Hernández. (Sergio Enrique Guajardo )

Francisco I. Madero, Coahuila

María Estela Hernández Hernández, habitante de la colonia Obrera, se preparó desde temprano y a las  siete de la mañana, se dedicó a instalar la tercera estación de Viacrucis viviente en la colonia Obrera.

Con devoción, montó una mesa con un mantel blanco, flores blancas y rojas y esperó paciente la llegada del Viacrucis, que había iniciado su peregrinar en la colonia El Fresno.

Hernández Hernández comentó: “me integre a la catequesis y el padre comenzó a organizar el Viacrucis, eso fue hace muchos años”.

“Les pido a los católicos que no dejen la tradición y que se haga con mucha fe, para poder subsistir a tantas situaciones que se presentan actualmente".

Desde entonces se realiza esta estación que es la tercera, “la ofrezco al Señor con el corazón, en este día y le hago su altar, sencillo y austero porque este día es austero, lo preparo aquí sencillo con todo mi corazón y con todo mi amor”.

Desde hace 25 años realiza la preparación de esta estación, “siempre viene gente de la colonia, en todas las celebraciones, desde el Jueves Santo hasta el Domingo de Resurrección”.

El recorrido del Viacrucis se realiza desde el Fresno, antiguamente se salía desde el entronque, desde la entrada porque era una sola parroquia, pero como se dividió en Santa María de Guadalupe Reyna de América, ellos hacen su viacrucis.

La comitiva viene desde El Fresno, ejido Corralitos, Colonia Obrera, Las Vegas, y sigue para Solidaridad y luego el centro de la ciudad como es el mercado y de ahí a la Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús.

“Les pido a los católicos que no dejen la tradición y que se haga con mucha fe, para poder subsistir a tantas situaciones que se presentan actualmente que no dejen su fe que le pidan a Dios que nos aumente nuestra fe”.