La viuda negra, más común en La Laguna que la violinista

El investigador de la Narro, Francisco Javier Sánchez Ramos, informó que el veneno de la también conocida araña 'capulina' es 15 veces más tóxico que el de una víbora de cascabel.

Torreón, Coahuila

Francisco Javier Sánchez Ramos, ingeniero agrónomo parapsicólogo e investigador de la Narro, advirtió que la araña viuda negra, conocida también en México como capulina, es más común en la región laguna que la araña violinista.

Señaló que la viuda negra es de las 5 arañas más venenosas del mundo, es la tercera más peligrosa, su veneno es 15 veces más potente que una víbora de cascabel.

"La araña viuda negra es más común que la violinista en la región lagunera, habita en lugares oscuros, con humedad o en lugares donde no se transita o se limpia".

Al cuestionar al especialista si este arácnido es endémico, dijo que no se puede calificar como ta, pero sí es más común en la región.

Lo importante es que se trata de una de las arañas más peligrosas en el mundo, los efectos que provoca en el cuerpo humano son devastadores, afortunadamente sí existe el antídoto en los centros de salud para esta especie.

"El veneno de esta araña es un neurotóxico que bloquea principalmente las transmisiones nerviosas, afecta el sistema nervioso central y produce dolores musculares intensos. Los síntomas más notorios son: dolor abdominal, espasmos musculares e hipertensión".

Recomendó a la población acudir inmediatamente después de ser mordido por una araña al hospital más cercano, de preferencia llevar el espécimen que lo atacó, para que los doctores suministren los medicamentos exactos. Para combatir a esta especie de araña, se usan piretroides como la cipermetrina.

El investigador explicó que el periodo de vida de una araña viuda negra es corto, según la literatura se maneja que hay reportes de 3 años de vida, sin embargo el promedio es de un año.

En su primera etapa de vida, 6 meses en promedio, el veneno no es tan tóxico. Es cuando alcanza su tonalidad negra brillante y que el dibujo de reloj de arena rojo se aprecia es entonces que alcanzó su plenitud reproductiva y tóxica.

Una sola araña pone 2 mil huevos durante toda su vida, en cada reproducción coloca de 100 a 200 huevos.

La telaraña de la viuda negra es muy particular, ya que entrelaza dos espacios, le sirve para capturar a insectos, en su menú se encuentran los mosquitos, moscas, o artrópodos.

El nombre de esta araña proviene del ritual de apareamiento, ya que una vez que copula con el macho, la hembra se come a su pareja y reserva una parte para cuando eclosionen sus nuevas crías. Son exclusivamente carnívoras y caníbales entre ellas.

"El veneno de esta araña es un neurotóxico que bloquea principalmente las transmisiones nerviosas, afecta el sistema nervioso central y produce dolores musculares intensos".

Normalmente la viuda negra caza a sus presas con su tela, caen y se enredan, aprovechan esto para realizar un acercamiento, se dan la vuelta y sueltan hilo para enredar a sus víctimas ayudándose con sus patas traseras.

Cuando están sujetas, la araña se acerca y les asesta un pequeño mordisco inyectándole una dosis de su letal veneno.

Una vez muerta la presa, la viuda se acerca y va inyectando sus jugos gástricos, haciendo que se disuelva para poder absorberla. El proceso entero de la digestión ocurre fuera del cuerpo de la araña.