Trabajos de conservación mejoran niveles de mantos acuíferos de Tehuacán

La disminución en temporadas de estiaje es menor a registros de hace 15 años, asegura estudio.
Reducción de los mantos acuíferos de Tehuacán.
Reducción de los mantos acuíferos de Tehuacán. (Foto: Apolonia Amayo)

Tehuacán

De acuerdo a estudios que obran en poder del Comité de Aguas Subterráneas del Acuífero del Valle de Tehuacán (Cotas), en los últimos tres años el abatimiento de los mantos acuíferos en esta región se sigue presentando sólo que es en menor proporción en comparación con años pasados, señaló el gerente operativo de esta representación, José Pedro López Castro.

De acuerdo a información que han recabado, encontraron que la reducción que están registrando los pozos va de 30 a 40 centímetros y esto es resultado a todas las actividades de conservación que hacen usuarios y distintas dependencias gubernamentales.

De acuerdo a un análisis de la información estadística que se tiene en Cotas, de un periodo de 15 años a hace cuatro años, encontraron que existía una tendencia a la baja en los mantos acuíferos que iba de los 80 centímetros hasta el metro.

Los datos recabados en el último trienio no son los suficientemente alentadores pero sí marcan un avance en la conservación del entorno donde comentó, hacen falta más obras, más participación de la población y dependencias de gobierno porque todos son consumidores de agua, "pero sí, por el trabajo que se ha hecho ha coadyuvado a que se vayan regenerando las fuentes de abasto".

Por la estadística que frecuentemente están recabando en la región, expuso que los municipios de Ajalpan y Tehuacán, son las poblaciones que han registrado un mayor crecimiento poblacional, en consecuencia hay una mayor demanda de agua, por eso existe cierta alerta porque a la larga el abasto de agua puede ser más difícil.

Los niveles de agua en esta época de estiaje tienden a bajar porque no hay recarga, además el uso de agua es mayor en la población, todo esto ocasiona que el acuífero baje.

Ante eso están trabajando coordinadamente campesinos y ejidatarios con dependencias como la Comisión Nacional Forestal y la Semarnat para dar seguimiento a las actividades de reforestación que realizan en diversos puntos de la región y de esta forma vayan midiendo el impacto que se tiene en los mantos acuíferos donde el principal indicador que utilizan es el nivel del manto freático.

A lo largo de todo el acuífero de Tehuacán dijo que se tienen 56 pozos que cada año están monitoreando para conocer cuál es el impacto que se tiene en esas fuentes de abasto.

Todo este trabajo les permite conocer si las obras de reforestación y de captación de agua de retención de suelos están beneficiando, que tanto impactan hacia el acuífero donde sí se ve una mejora afirmó el titular de Cotas en la zona.