Trabajadores del ayuntamiento podrán crear nuevo sindicato

Acortará poder a líder gremial Israel Pacheco
Josefina Buxadé, Mario Riestra y Armando Guerrero.
Josefina Buxadé, Mario Riestra y Armando Guerrero. (Foto: Ana María Arroyo)

Puebla

Con la mitad de los votos del PRI en contra, el Congreso del Estado aprobó la nueva Ley de los Trabajadores al Servicio del Ayuntamiento del Municipio de Puebla, la cual establece la posibilidad de crear un nuevo sindicato de trabajadores y que sean estos quienes definan su relación laboral con la autoridad municipal.
El diputado de Movimiento Ciudadano, Jorge Luis Blancarte Morales, contempla la posibilidad de regular la relación entre los trabajadores del ayuntamiento y sus autoridades.
La iniciativa que consta de 179 artículos abre la posibilidad de que se pueda conformar un nuevo sindicato, con lo que se acotará el poder del actual líder gremial, Israel Pacheco Velázquez.
En el Capítulo II, el Artículo 33 señala que los trabajadores de base sindicalizados podrán renunciar libremente a la Organización Sindical, sin que ello implique perder su base y los derechos laborales.
En el Artículo 93 se plasma que para la constitución de un sindicato se requiere que lo formen veinte trabajadores o más en servicio activo y cumpla con los requisitos que disponen sus estatutos.
Los gastos que origine el funcionamiento del sindicato, serán cubiertos por los miembros de éste.
En el Artículo 15 se establece que el ayuntamiento deberá atender la eficiente prestación de los servicios públicos, la autorización de la estructura administrativa necesaria, la suficiencia presupuestal, los puestos y la necesidad permanentemente del servicio.
El presidente municipal al designar representantes en la Comisión dará aviso al sindicato, para que éste a su vez nombre y acredite a los representantes.
El ayuntamiento podrá suprimir plazas argumentando insuficiencia presupuestal, como quedó plasmado en el Capítulo IX, Artículo 88 que indica que en los casos de supresión de plazas debido a limitaciones presupuestales, desequilibrio económico o a causa de fuerza mayor, los trabajadores afectados tendrán derecho a que se les ubique en otra equivalente en categoría y sueldo a la suprimida, o bien se les indemnice con tres meses de sueldo.