Una rica tradición lagunera

Tortas don Paco nació hace 54 años en un pequeño tabarete. Al paso de los años y por la preferencia de los clientes adquirió un espacio más amplio y cómodo.

Torreón, Coahuila

Desde 1960, Tortas "Don Paco" comenzó a atender a los laguneros en un pequeño "tabarete", que entonces se ubicada por la avenida Presidente Carranza en Torreón.

54 años después adquirieron el terreno ubicado en calle Ignacio Barrón y avenida Presidente Carranza en donde se construyó un espacio amplio y donde los comensales pueden sentarse y degustar las ricas tortas que por años han sido de su agrado.

"Entonces ese punto era una entrada de la ciudad y paso obligado hacia un aeropuerto de aviones fumigadores que en aquellos años daba servicio a las hectáreas sembradas con algodón", explica Guadalupe Santana de De Luna, viuda de Don Paco.

"Tortas Don Paco está abierto de lunes a domingo de 8:30 de la mañana a 19:30 de la noche"

La señora Guadalupe Santana, fue quien inició con este proyecto ya que ella aprendió a hacer lonches con sus tíos y al casarse con Francisco de Luna decidieron emprender su negocio de lonches de carnes frías, carne con aguacate, queso y otros, menú que aún se mantiene. 

Don Paco, como se le conocía de cariño falleció en mayo de 2013 pero su legado lo continúan sus hijos, Irene y María Victoria en la preparación y Ernesto de Luna quien se encarga de surtir y administrar.

"Mi papá nos dejó el trabajo como mayor aprendizaje, para él los descansos solo eran cuatro días al año y hasta sus 88 años él se levantaba muy temprano para recibir el pan y estaba atento de que se brindara la mejor atención al cliente", refiere su hija Irene.

A los 10 años Irene aprendió a preparar los lonches, "tiene su chiste, hay que saber cortar los ingredientes y poner las cantidades adecuadas de aderezo, todo para que quede perfecto para satisfacer a los clientes".