Se prepara NL para la temporada de ciclones

El Comité de Contingencias Hidrometeorológicas advirtió sobre las situaciones de riesgo que podrían registrarse durante la época de lluvias. 
El Comité de Contingencias Hidrometeorológicas alista las recomendaciones que emitirá para el estado.
El Comité de Contingencias Hidrometeorológicas alista las recomendaciones que emitirá para el estado. (Sandra González)

Monterrey

Los primeros cuatro meses de 2015 ha llovido 427% más que el año pasado, por lo que el suelo está saturado y una simple lluvia podría provocar la crecida de corrientes, deslaves e inundaciones.

Esta advertencia se hizo durante la reunión del Comité de Contingencias Hidrometeorológicas, que sesionó ante el inicio de la temporada de ciclones.

"Esta parte es importante en relación a los escurrimientos que vamos a tener, el suelo está saturado sumamente, sigue lloviendo, ¿requerimos de un huracán para tener conflictos?, no”, sentenció Jorge Camacho Rincón, director de Protección Civil del Estado.

De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua, para el Golfo de México se pronostican siete ciclones: cuatro tormentas tropicales y tres huracanes. Estos son los que podrían impactar a Nuevo León, mientras que para el Océano Pacífico podrían formarse 19.

Aunque los fenómenos naturales que interesan a la entidad son menos que la media histórica, el director de Protección Civil recalcó que no se requiere de un huracán o tormenta para tener afectaciones.

"En términos de ciclo génesis es menor pero la precipitación va continuar sobre un suelo saturado, cuatro tormentas tropicales y tres con probabilidad de llegar a huracán, conforme cambia el clima habrá nuevos diagnósticos", agregó.

 Dentro de las acciones de prevención que están tomando las autoridades es el trabajo coordinado entre corporaciones, informar a la población contantemente de la formación y rumbo de los ciclones, desazolve de ríos y arroyos, revisión de señalamientos y revisión de la presa Rompe Picos.

El gobernador Rodrigo Medina de la Cruz, quien encabezó el evento, dijo que están listos para enfrentar cualquier contingencia.

"El agua se va venir y muy fuerte por las condiciones de nuestra ciudad y es inevitable, por eso es muy importante que constantemente estemos informando a la población de qué es lo que tenemos que hacer para estar mejor, no cruzar en condiciones de riesgo, tener todo en casa por si se van los servicios, tener los insumos", dijo.

La lluvia podría dar una tregua en junio, julio y agosto y probablemente en septiembre, según el pronóstico de la Comisión Nacional del Agua.