Temaca responde: “las 13 mentiras del proyecto El Zapotillo”

Los colectivos de defensa del poblado alteño rebaten las trece razones que dio a conocer un mes atrás el representante regional de la Conagua, José Elías Chedid.

Guadalajara

Ante las trece “verdades” de José Elías Chedid Abraham, director del Organismo de Cuenca Lerma Santiago Pacífico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), difundidas hace un mes, el colectivo de defensores de Temacapulín dio a conocer hoy su respuesta: en realidad son trece mentiras, el río Verde no tiene agua suficiente, el agua embalsada será para un negocio privado y se colapsará la economía y sociedad alteña.

En un extenso comunicado de prensa, el comité Salvemos Temaca y sus socios, el Instituto Mexicano para el Desarrollo Comunitario (Imdec) y el Colectivo de Abogados, responden uno por uno el recuento optimista del funcionario federal.

De la “verdad uno”, la crítica: agua trasvasada es agua perdida para la sustentabilidad. El problema del lago de Chapala está en su propia cuenta y la solución está allí mismo. De la dos: la distribución de aguas del río Verde es con datos atrasados al menos 20 años. De la tres, relativa a la supuesta ventaja de la presa de 105 metros: no ganan ni Guanajuato, ni Jalisco ni Los Altos, se trata de un negocio privado. De la cuatro: es falso que haya agua suficiente en el Verde cuando hay vedas y cuando los usos están saturados para una de las cuencas más productivas del país. Contraverdad cinco:  

“La cuenca del río Verde no cuenta con un balance hídrico actual y completo, ni con datos hidrométricos confiables, en el que se incluya la perspectiva del cambio climático”.

Contra verdad seis: “Considerar que el aprovechar la reserva de agua significa regular el caudal del río a través de una presa corresponde a un paradigma obsoleto que, además de generar costos exorbitantes para el bolsillo de la ciudadanía, no respeta el ciclo natural del agua ni a las especies que se desarrollan en la misma”.

Contraverdad siete: “Los diques para salvaguardar la comunidad de Temacapulín fueron propuestos por primera vez por la Conagua cuando ésta impulsó el proyecto presa El Zapotillo a 80 metros en el 2005”.

Entonces decían era posible, ¿qué cambió?

Contraverdad ocho, no hay reasentamientos ni movimientos de población que respeten derechos, sólo hay divisiones fomentadas en las comunidades, presiones y amenazas, y pagos a cuentagotas.

Contraverdad nueve. “Los promotores del acueducto no han presentado el proyecto que deje claro de qué forma se dispondría agua de la presa para las poblaciones de Los Altos y Guadalajara, ya que el proyecto actual sólo contempla el acueducto que iría de la presa a León, Guanajuato”, ¿cuál es, pues, el beneficio?, acotan.

Diez. “El agua que se pretende llegue del Zapotillo a la ciudad de León beneficiaría a las empresas y compañías nacionales y trasnacionales inversionistas del proyecto Puerto Seco o Guanajuato Puerto Interior  así como a las agroindustrias de los empresarios de la región”.

Contraverdad once. “La crisis hídrica de Chapala y los tandeos que está realizando el Sistema Intermunicipal de los Servicios de Agua Potable y Alcantarillado (SIAPA) en la Zona Metropolitana de Guadalajara, son parte de una crisis inducida por funcionarios del agua estatales y federales para alamar a la sociedad tapatía buscando legitimar  la construcción  de la presa El Zapotillo, la presa El Purgatorio y de más presas en la cuenca media del río Verde”.

Doce. Dice Chedid que El Zapotillo es la opción, “¿Cuáles son las razones geológicas por las cuales se descartan la mayoría de las alternativas? ¿Ante quién se han presentado los estudios que avalan tal argumento?”.

Contraverdad trece. “Más de 40 académicos/as y especialistas técnicos en Ingeniería Ambiental, Hidrología, Geografía, Geología, Ecología, Políticas Públicas Ambientales, Ecología Política, Derecho Ambiental, Economía Ecológica y 15 organizaciones y  redes ambientales, elaboraron y firmaron un pronunciamiento en el que expresaron su profunda preocupación y extrañamiento sobre las inconsistencias técnicas que presenta el Dictamen realizado por el Comité Técnico de Operación de Obras Hidráulicas (CTOOH) de la Conagua, estudio en el que se basa la decisión del Gobierno Federal y de los  estados de Jalisco y Guanajuato, para elevar la cortina del proyecto Presa El Zapotillo a 105 metros de altura", concluyen.