Taxistas dejan de ir a ciertas zonas

Algunos taxistas evitan ir a colonias como Periodistas Mexicanos, Las Joyas, 10 de Mayo y Ampliación San Francisco. Donde no entran ni de día es en El Guaje.
Los taxistas de León evitan algunas colonias de la ciudad.
Los taxistas de León evitan algunas colonias de la ciudad. (Arturo Andrade)

León, Gto.

Al anochecer los taxistas ya no van a algunas zonas de la ciudad. Acusan que se sienten inseguros en colonias como Periodistas Mexicanos, Las Joyas, 10 de Mayo y Ampliación San Francisco.

Es por precaución, entre ellos se ha corrido la voz de las zonas de la ciudad donde corren más riesgos. El tema son los asaltos. Pero ya no solo les angustia ser despojados de dinero. Los detiene el miedo a ser agredidos físicamente.

"De las 9:00, 10:00 de la noche en adelante esas son colonias de riesgo porque no sabes cómo te vaya a salir el pasaje", expone el operador José Luis Camargo, quien trabaja con el Sindicato que ofrece el servicio de transporte público en la Central de Autobuses. Él prefiere dejar pasar a los clientes que le piden el servicio hacia esos rumbos.

"Hay una zona a la que no entramos ni en el día que es la Colonia Morelos, mejor conocida como El Guaje. Pero en la 10 de Mayo, Arboledas, León I las cosas se complican más por la noche", asegura Martín Cabrera.

Si de estrategias para protegerse se trata, revela: "La instalación de tecnología sería muy favorable y benéfico para nosotros los que andamos trabajando en el volante y sería algo que valdría la pena. Ya anteriormente se ha querido hacer algo con algunas luces que indiquen que en ese momento estamos en peligro, pero no ha habido nada en concreto".

José Florentino Rodríguez conoce el tema, tiene más de tres décadas detrás del volante.

"La colonia Libertad es de peligro porque ya pasado cierto horario se vuelve más riesgosa. También en San José los mismos clientes nos piden que los bajemos antes porque ya conocen la situación", dice.

En el Sitio Real Providencia optan por negar el servicio en algunas circunstancias, algo que hasta hace unos años era impensable.

"La 10 de mayo, el Guaje, Ibarrilla, Ojo de Agua son lugares que a veces sí les tenemos que negar el servicio por la seguridad de los compañeros. A partir de las 11:00 de la noche ya empezamos a negarnos", cuenta Yovana Navarro, operadora del Sitio Real Providencia.

En el día la cosa cambia.

"Nosotros trabajamos en todas las colonias, sin restricciones. Está más tranquilo", asegura Jorge Reyes, quien suele trabajar en el turno diurno. La noche se la deja a otros.

Ante la posibilidad de que el gobierno instale dispositivos para monitorear permanente las unidades la aprobación es general.

"Sería una buena idea, pero ahorita no tenemos ninguna información de eso", asegura Jorge Reyes.

Y Adalberto Pérez agrega: "Estaría bien. Son dispositivos buenos que le dan a uno seguridad. Yo tengo 35 años en el oficio y no he tenido ningún problema".

De todos modos se previene y, al igual que la mayoría de los taxistas, por las noches a las colonias mencionadas ya no entra.