Tapatíos le deben 216 millones a la CFE

A nivel Jalisco y Nayarit, la deuda asciende a 366 millones de pesos. El robo de electricidad en esta zona sigue elevado: es el 14 por ciento del suministro total.
Ayer se inauguró una subestación de la CFE al oriente de la Zona Metropolitana de Guadalajara.
Ayer se inauguró una subestación de la CFE al oriente de la Zona Metropolitana de Guadalajara. (Nacho Reyes)

Guadalajara

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) tiene entre sus tareas más importantes de 2015, reducir drásticamente el robo de suministro y la cartera vencida que arrastra. En el primer caso, se estima que 14 por ciento de la electricidad que se distribuye es robada, un porcentaje ligeramente menor al promedio nacional. De lo segundo, los tapatíos adeudan 216 millones de pesos de una facturación anual de 6,779 millones.

Estos datos los dio a conocer el nuevo gerente divisional de distribución de la empresa paraestatal, Mario Alberto Silva Díaz, quien ayer encabezó la inauguración de una subestación enclavada al suroriente de la ciudad, denominada Guadalajara Industrial, la cual tiene una capacidad instalada de 60 megavatios (MV) y garantiza el suministro para 218,424 clientes de esa zona que comparten los municipios de Tlaquepaque, Tlajomulco y El Salto.

Dicha instalación garantiza el abasto total de la ciudad, junto con instalaciones nuevas que se han establecido en otros puntos de la periferia. El gerente ve como próxima obra de esta envergadura una subestación en la zona de Acatlán, donde se edifica el llamado Centro Logístico de Jalisco.

La gerencia divisional abarca los estados de Jalisco y Nayarit. La cartera vencida global se estima en 700 millones de pesos, de la cual, 366 millones son morosos y el resto son clientes bajo convenio que ya están pagando sus deudas.

“Tenemos una cultura de no pago, es un tema en el que tenemos que trabajar, son estrategias que no se llevaban tan puntualmente y que este año toman relevancia, porque va ser un parteaguas histórico en la CFE, nos transformamos en una empresa productiva para el Estado, y como tal debemos de trabajar con rentabilidad”, explicó el gerente divisional de distribución de la CFE.

El robo de electricidad “es un problema que socava a la institución; uno de los grandes retos de la reforma energética es generar condiciones en el servicio eléctrico para lograr una energía que sea más barata, que llegue con mejor calidad, y el hecho de que tengamos pérdidas no técnicas, en donde entra todos los usos ilícitos de la energía eléctrica […] estamos iniciando este año un programa con herramientas muy ambiciosas que nos va a permitir identificar a los clientes que tengan ese tipo de comportamiento, y llamarlos a la rendición de cuentas […] hablando de energía, 14 por ciento es una cantidad bastante considerable, de cientos de millones de pesos”, subrayó.

El funcionario dijo que las zonas urbanas de Jalisco, en especial Guadalajara, están casi completamente con servicio de luz. “Dentro de la Cruzada contra el Hambre tenemos un proyecto de electrificación de cerca de 60 colonias, vamos a empezar a inaugurarlas el mes que viene, son colonias de Guadalajara, El Salto, Chapala, Tlajomulco; tenemos un nivel de electrificación en Jalisco que raya en 99 por ciento de cobertura, y el restante es el más alejado, implica más inversión y es más complicado […] para poblados rurales de la sierra tenemos un proyecto muy innovador, sustentable; hablamos de generar con celdas solares, aunque es caro, es la única forma de poder llevar bienestar a esas poblaciones”, puntualizó.