Sindicalizados de Torreón 'opacos' perderán su trabajo

Son 600 empleados del Ayuntamiento quienes rechazaron establecer su declaración patrimonial ante la Secretaría de Rendición de Fiscalización y Rendición de Cuentas.
Son 600 trabajadores sindicalizados quienes no han dado a conocer su declaración patrimonial.
Son 600 trabajadores sindicalizados quienes no han dado a conocer su declaración patrimonial. (Martín Piña)

Torreón, Coahuila

Cerca de 600 empleados del Ayuntamiento de Torreón que forman parte del sindicato, rechazaron establecer su declaración patrimonial ante la Secretaría de Rendición de Fiscalización y Rendición de Cuentas.

Javier Lechuga Jiménez-Labora, titular de la Contraloría asegura que en caso de que no la presenten pueden ser dados de baja, además de hacerse acreedores a una sanción económica.

"Aquellos trabajadores que ganen más de dos mil pesos son los que debían hacer el procedimiento de confianza o no, jefe o no".

Existe una ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos Estatales y Municipales del Estado de Coahuila de Zaragoza. En ella se establece que deberán rendir cuentas los servidores públicos de los organismos a los que la Constitución les otorga autonomía.

Es desde el nivel de jefe de departamento u homólogo hasta su titular, los servidores públicos que coordinen y/o ejecuten programas sociales así como todos los servidores públicos que manejen, recauden, administren o resguarden fondos, valores y recursos estatales, municipales, transferidos, descentralizados, convenidos y concertados.

Los que realicen actividades de inspección o vigilancia, lleven a cabo funciones de calii cación o determinación para la expedición de licencias, permisos, autorizaciones o concesiones y quienes intervengan en la adjudicación de pedidos o contratos.

Lechuga Jiménez-Labora da a conocer que es la primera vez que los trabajadores sindicalizados realizan una declaración patrimonial y se encuentran renuentes sin embargo todos “tenemos que entrarle y tienen que participar".

Se les va a enviar un oficio para conminarlos a participar a los 600 que no presentaron la declaración de un total de 800.

"Entiendo que la instrucción del líder sindical es que no presentaran la declaración sin embargo, algunos sí lo hicieron".

Aquellos trabajadores que ganen más de dos mil pesos son los que debían hacer el procedimiento de confianza o no, jefe o no. En esta ocasión se les envió una notificación en donde se establece que cuentan con 90 días para presentarla y en caso de que no lo hagan podrían ser dados de baja”.