SSJ advierte riesgos por venta de comida fuera de hospitales

La dependencia señala que se trata de un problema extendido a todos los puestos callejeros en la vía pública, de origen cultural.

Guadalajara

Diarreas por infecciones gastrointestinales o alimentos echados a perder, ése es el mayor riesgo a la salud derivado del consumo de comida en puestos informales que se instalan en torno a los hospitales públicos, reconoció hoy la  Secretaría de Salud Jalisco (SSJ).

Sin embargo, la dependencia precisó que este riesgo sanitario no es exclusivo del entorno de unidades médicas, sino extendido a todos los puestos callejeros que abundan en la vía pública en torno a escuelas, terminales de camión, oficinas e instituciones de atención ciudadana, parques y por supuesto hospitales. 

“De la calidad higiénica de los alimentos que consume la población depende en gran medida su salud. Por ello la población debe ser consciente de que debe comer sano y limpio y esto significa saber dónde hacerlo”, explicó la coordinadora del Programa de Prevención y Control  del Cólera y Enfermedades Diarreicas de la SSJ, María de los Ángeles Valdez Luna, tras agregar que es un problema de origen cultural.

La funcionaria añadió que los alimentos pueden contaminarse en el proceso de distribución, separación, preparación, almacenamiento o consumo. “Dentro de las enfermedades que se pueden adquirir por consumir estos alimentos, principalmente en la vía pública, son las enfermedades diarreicas o las intoxicaciones alimentarias”, acotó.

Desde infecciones severas como las que produce la bacteria de la salmonella, pasando por parásitos y hasta el virus de la hepatitis A, son algunos de los contagios frecuentes, por lo general de evolución benigna.

A la SSJ, sin embargo le preocupa la del cólera, muy agresiva y mortal si no se controla, por lo cual monitorea los casos de enfermedades diarreicas en busca de detectar posibles brotes y frenar su propagación.

Ángeles Valdez apuntó que es difícil mantener la higiene en puestos al aire libre –de las manos, comida y utensilios- a lo que se suma la facilidad con que los alimentos se echan a perder en temporada de calor.

“La mayoría de los puestos que se encuentran en la vía pública no cuentan con las instalaciones necesarias para conservar en buen estado los alimentos”, dijo Valdez Luna. 

En Jalisco, se notifica un promedio de 350 mil casos de enfermedades diarreicas al año, desde 2008 a la fecha. “En la temporada de calor es habitual un incremento… pero no estamos en un punto elevado, estamos teniendo lo que habitualmente se presenta año con año”, aseguró.

Finalmente Valdez Luna agregó que son los gobiernos municipales los responsables de la verificación del comercio informal y la venta de comida en puestos callejeros; mientras que a la SSJ le corresponde dar pláticas de capacitación para el manejo higiénico de alimentos, a través de regiones sanitarias en todo el estado.