Retiran mobiliario urbano en operativo en Plaza de los Mariachis

En el operativo retiraron sombrillas, sillas, mesas y vallas de la plaza de los mariachis.
El operativo duró alrededor de 7 horas en la noche y esta mañana realizan labores de limpieza
El operativo duró alrededor de 7 horas en la noche y esta mañana realizan labores de limpieza (Milenio Digital)

Guadalajara

Los operativos para ordenar el comercio en Guadalajara continúan, y durante la noche de este martes, la Plaza de los Mariachis fue abordada por inspectores del ayuntamiento tapatío, que “liberaron” este corredor que permanecía cercado por comerciantes de la zona.


Acompañados de algunos elementos de seguridad pública, los inspectores arribaron a la Plaza de los Mariachis cerca de la media noche de ayer para revisar la “legalidad” en la operación de los puestos que se instalaban a lo largo del andador, y además de encontrar irregularidades administrativas, dieron cuenta de que las condiciones “eran pésimas y con riesgo a la población”, informó Oscar Villalobos, titular de Inspección y Reglamentos.

Por su parte, el regidor Marco Valerio, explicó que no existe un contrato de arrendamiento y tampoco permiso alguno, pero además, el reglamento de comercio marca esta zona como uno de los espacios en los que se prohíbe el comercio ambulante, “pareciera que querían quedarse con un espacio público en lo privado, por la inactividad de anteriores administraciones, se dio oportunidad de ir generando esto”, señaló sobre el operativo el regidor.

Por otra parte, aseguró que se pretende mantener la tradición del mariachi en la zona, pero que eso no será justificación para permitir el desorden comercial. “no vamos a ser omisos en dejar pasar los esquemas que permitan tener orden en esta ciudad”.

En total se decomisaron 289 mesas, 134 sillas, 12 puestos, 88 vallas metálicas, asadores, freidoras, cilindros de gas, toldos, un refrigerador, maceteros, maceteros, un par de esculturas metálicas.

Para realizar el trabajo en la zona participaron 25 inspectores, 17 empleados de mantenimiento y 30 policías municipales.

Los propietarios de los artículos deberán pagar multas y realizar los trámites necesarios para  recuperar lo decomisado.