Lluvias y granizo azotan Monterrey y su área metropolitana

Debido a las fuertes lluvias fueron cerradas importantes avenidas como Lincoln, Aztlán en su cruce con Esquisto; Bartolomé Mitre; Rangel Frías; al Poniente el cruce de Leones y Pedro Infante.

Monterrey

Inundaciones, caos vial, el desborde del Arroyo Topo Chico, cierre de avenidas y hasta el derrumbe de una barda, fueron el saldo de las fuertes lluvias, en algunos casos acompañados de granizo, que se registraron la tarde de este viernes.

Alrededor de las 18:00 horas, usuarios de redes sociales informaron de la caída de granizo en municipios como Apodaca, San Nicolás de los Garza, Monterrey y Ciénega de Flores.

Solo bastaron unos minutos de la tormenta para que calles y avenidas del área metropolitana se convirtieran en ríos.

Lo anterior, causó encharcamientos e inundaciones que provocaron cierres de calles.

El municipio de Monterrey informó que debido ello, fueron cerradas importantes avenidas como: Lincoln, Aztlán en su cruce con Esquisto; Bartolomé Mitre; Rangel Frías; al Poniente el cruce de Leones y Pedro Infante; así como la avenida Real de Cumbres, el Bulevar Antonio L. Rodríguez y Díaz Ordaz; y las intersecciones de Morones Prieto y Cuauhtémoc; y Fidel Velázquez y Copán.

Además, el servicio de Transmetro en la estación Talleres fue suspendido.

Entre los puentes que se vieron afectados se encuentra el paso a desnivel ubicado en Fidel Velázquez y Barragán, debido a que se inundó.

Luis Alberto Guerrero, director de Protección Civil y Bomberos de San Nicolás de los Garza, informó que por el crecimiento de la corriente de agua se desbordó el Arroyo del Topo Chico, sin que se reportaran incidentes.

Como parte de las afectaciones, el directivo indicó que al menos tres vehículos quedaron varados en unas avenidas, por lo que se implementó un operativo para orillarlos, además fueron rescatas cuatro personas de vehículos.

El funcionario pidió a los ciudadanos no arriesgarse y respetar los cierres de avenidas, proporcionando el numero 8158-1330 para en caso de una emergencia.

En el lado poniente, la barda de la secundaria número 8 Juan Garza, ubicada en la avenida Lincoln y Pelicano en la colonia Valle Verde, en Monterrey, se derribó.

Los pedazos de concreto con la corriente de agua acabaron en el medio de la avenida Lincoln, afectando a las automovilistas.

También fueron reportados vehículos inundados, uno en el municipio de Apodaca, en la avenida Concordia; y otro en Leones y Rangel Frías, donde viajaba una familia, la cual fue rescatada.

Para evitar una tragedia, fue suspendido el primer juego de la serie Sultanes-Delfines.

Para las 21:00 horas se hablaba de un saldo blanco, sin embargo, sí se reportaron una gran cantidad de afectaciones viales en todo el área metropolitana.