Regresó a playa de Riviera Nayarit la tortuga carey “Nayar”

El ejemplar había sido liberado en septiembre de 2013 con un transmisor satelital.
Este sábado 23 de agosto, a las 6:30 de la tarde, “Nayar” regresará al mar, en esta ocasión sin el rastreador satelital
Este sábado 23 de agosto, a las 6:30 de la tarde, “Nayar” regresará al mar, en esta ocasión sin el rastreador satelital (Milenio Digital)

Puerto Vallarta

Después de ser liberada en septiembre de 2013 con un transmisor satelital, la tortuga carey bautizada “Nayar”, estuvo enviando señales entre Bahía de Banderas y San Blas hasta su regreso este mes, estableciendo con esto la posibilidad de que estas tortugas sean residentes de su zona de nacimiento.


Estos resultados que obtuvo la Red Tortuguera, A.C., que lidera la bióloga Catherine Hart, servirán de fundamentos para corroborar la teoría del sedentarismo de esta especie en peligro de extinción y así poder aplicar estrategias específicas para su conservación en Riviera Nayarit.


Se estima que en el Océano Pacífico quedan aproximadamente 500 hembras carey anidadoras, de las cuales se han detectado alrededor de 20 en Nayarit, siendo esta zona la de mayor concentración de la especie por sus arrecifes y corales.


Parte de las estrategias ya iniciadas, es hablar con las cooperativas de pesca de la región, por si se encuentran una tortuga marina, no sólo carey, la reporten a las autoridades competentes y se les bonifique económicamente por su acto de conciencia.


Este sábado 23 de agosto, a las 6:30 de la tarde, “Nayar” regresará al mar, en esta ocasión sin el rastreador satelital, el cual le fue retirado y será reparado para marcar otra tortuga carey en el futuro.


La Red Tortuguera y el Hotel La Tranquila de Punta de Mita invitan a la población en general a la liberación de “Nayar”, la cual será seguida de una liberación de tortuguitas golfinas en la misma playa de Litibú.


La labor de marcaje de tortugas carey en Riviera Nayarit recibe apoyo de la Asociación de Hoteles de Bahía de Banderas y la Oficina de Visitantes y Convenciones, que costearon el año pasado el rastreador satelital.