Refinería no requiere de mantenimiento, dice PC

Roberto Chávez, titular de la dependencia en Madero, señala que son asuntos mecánicos difíciles de predecir.
Desde temprana hora se registró movilización de cuerpos de auxilio y se impidió el acceso a obreros.
Desde temprana hora se registró movilización de cuerpos de auxilio y se impidió el acceso a obreros. (Cortesía)

Madero

Tras el incendio registrado en una bomba de aceite en la Refinería Francisco I. Madero, la Dirección de Protección Civil en la urbe petrolera aseguró que no hace falta mantenimiento en el centro refinador, ya que son situaciones que no se pueden controlar al atribuírsele a cuestiones mecánicas.

La mañana de ayer en la Refinería Madero se suscitó un incendio en la planta coquizadora, evento que generó una estela de humo que se elevó varios metros y provocó la pausa en las operaciones de la planta desde las 7 de la mañana hasta pasadas las 8 de la mañana.

Con este nuevo incendio en la refinería ya suman 10 los incidentes que se han registrado en la planta de Pemex desde la noche del 14 de agosto del 2012, uno de ellos con consecuencias mortales.

Al cuestionar a Roberto Chávez Ortega, director de Protección Civil de Madero, sobre la falta de mantenimiento en el centro refinador y tras el incendio, declaró “no, no, te digo que son cosas que ahora sí uno no sabe ni cuándo va a tronar y fue un empaque lo que tronó”.

Detalló que los incidentes suscitados corresponden a “fallas mecánicas, por la presión y las temperaturas que ellos manejan, aquí a veces no es el factor humano sino lo mecánico, la planta fraccionadora trabaja a una presión y a una temperatura muy alta”.

El incendio inició a las 07:00 horas en la bomba de aceite esponja D31 de la Planta Coquizadora de la refinería Francisco I. Madero, según el reporte oficial emitido por la oficina de Comunicación Social de la paraestatal.

“Se activó el plan de Respuesta a Emergencias de la refinería y como medida preventiva, se solicitó apoyo a Protección Civil de Ciudad Madero y a la Secretaría de Marina Armada de México (Semar), quienes arribaron al sitio”, expuso.

El reporte oficial de Pemex enfatizó que durante la contingencia no hubo lesionados y decesos, así como que el siniestro quedó controlado a las 07:35 horas.

Tras las incidencias que causaron inquietud entre la ciudadanía de la zona sur, la paraestatal se comprometió a “realizar el análisis causa-raíz de este incidente”.

Al respecto Susana Lozano Ferral, vocera de Petróleos Mexicanos indicó que “el mantenimiento normalmente todo el año se realiza en la refinería, aún y cuando es el noveno incidente que se registra en dichas instalaciones en un periodo de dos años”.

La inversión que se le aplicará a la refinería durante el 2014 y con la cual se busca impulsar los procesos operativos, detalló un comunicado emitido por Pemex, se manejará un presupuesto anual de mantenimiento por mil 900 millones de pesos.

Se aplicará una inversión de mil 76 millones de pesos en mantenimiento de plantas; 280 millones de pesos en tanques de almacenamiento de crudo y productos intermedios; 400 millones en rehabilitación de turbogeneradores y calderas;  y 144 millones en adquisición de simuladores de entrenamiento, vehículos y equipos de contraincendios.

Insistió Lozano Ferral que el incidente no tiene que ver con la falta de labores de prevención y que “el programa de mantenimiento anual ya está preestablecido y cubre las necesidades de la refinería”.

Hay que recalcar que a los trabajadores que entran a las 07:00 horas al centro refinador se les tuvo que retrasar el acceso, debido a que estaban efectuando maniobras para apagar el incendio.

Fueron cerca de mil los trabajadores que esperaron para entrear al centro refinador en las banquetas y el camellón de la avenida Francisco I. Madero, ante la incertidumbre de lo que acontecía.

VAN 10 ACCIDENTES EN LA PLANTA

Desde la noche 14 de agosto del 2012 –en que se incendio la planta hidrodesulfuradora U300- hasta la fecha, se han registrado 10 incidentes al interior de la Refinería Madero, incluidos cuatro en menos de 30 días. 

El más trágico se dio 15 de septiembre de dicho año, cuando una explosión dejó un muerto y dos lesionados, confirmaron autoridades de Pemex.

Los trabajadores pertenecen a la compañía RT Field Service que da mantenimiento a la Planta Catalítica. 

Durante el 2013 hubo cuatro hechos más, dos de estos en marzo; el día primero cinco trabajadores resultaron lesionados al generarse un desajuste en la planta de Alquilación que provocó una emanación de vapores.

Después, el sábado 23 se derramaron líquidos del área de la corona del quemador de la planta Coque a un pastizal cercano, pero que generó la evacuación del personal.

Los protocolos de seguridad se activaron el 9 de mayo al mediodía debido a un conato de incendio en la planta combinada Maya.

Y el 13 de diciembre, la paraestatal confirmó un derrame de hidrocarburo que se detectó en el muelle de pilotos de la colonia La Barra.

El 11 de abril del año en curso, una sobrepresión en la caldera MP-B-3 provocó una explosión y emisión de vapores.

En todos ellos, Pemex se comprometió a realizar el análisis de las causas, aunque sin aclararlo hasta el momento.