Reclaman transportistas regreso de tarifa a siete pesos

El SATAEJ reclama que la política de subsidios para estudiantes y personas en situación precaria sea a costa de las utilidades de los camiones, y no aportado en su totalidad por el gobierno 

Guadalajara

El Sindicato de Avanzada de Trabajadores del Autotransporte el Estado de Jalisco (SATAEJ) le solicitó hoy al gobernador del estado, Aristóteles Sandoval Díaz, el restablecimiento de la tarifa de siete pesos que se aprobó el 20 de diciembre de 2013, suspendida tras diversos accidentes mortales de unidades del transporte público, pues a juicio de los agremiados, la calidad del servicio no se puede garantizar en la actualidad.

En conferencia de prensa, el secretario general, Arnoldo Licea González, leyó un pliego petitorio a nombre del grupo de transportistas subrogatarios del Sistecozome, en el que se cuestiona el modo en que se establece el pago por el servicio, y se define su operatividad.

“Cada que se autoriza una nueva tarifa y entra en vigor, viene como consecuencia la clásica manifestación de estudiantes, que no es más que un movimiento de partidos políticos contra partidos políticos. Esto ha llegado demasiado lejos, al grado de poner en duda a sus organismos, los cuales deciden bajar la tarifa, después, volver a dar el aumento, luego, y por un accidente fatal, se decide bajar de nuevo y aquí estamos”, señaló el dirigente.

Los transportistas quieren el restablecimiento de la tarifa con base en el dictamen técnico citado, que fue elaborado por el Instituto de Movilidad y Transporte; que se les dé participación en el consejo consultivo para determinar la nueva tarifa; “que nunca baje la tarifa una vez realizado, aprobado y entrado en vigor el estudio y análisis del costo de la nueva tarifa, y que en consecuencia tenga legalidad”; garantía de cobro “viaje-usuario” para el transportista.

Además, “que todos los temas en cambio, como son reordenamiento de rutas, nuevos corredores, peribús, ruta-empresa, certificación de rutas y operadores, tipo de unidad conveniente, bienevales, transbordos, prepago, etcétera, sean propuestos a los transportistas en general, mediante comunicados y/o reuniones, ya que en la actualidad no tenemos representantes. El gobierno todo lo sabe, nosotros no”.

Ejemplo: “existen rutas que se dice desaparecerán para dar lugar a la Línea 3 del Tren Eléctrico Urbano; los subrogatarios, con sus unidades de esas rutas, dónde quedan. Se debe dar certidumbre al transportista para poder así planear, ahorrar y hacer nuestras proyecciones a futuro”.

Finalmente, observó que la política de subsidios del estado genera condiciones ruinosas para los transportistas, dado que éstos deben absorber parte del subsidio y terminan reduciendo su margen de utilidad.