Matanceros reclaman clausura de rastros

Representados por Simón García, los encargados de producir carne asistieron a la presidencia de Matamoros para hablar con el alcalde, sobre el cierre que realizaron Protección Civil y Salubridad.
El representante de los matanceros cuestionó el porqué les ha cobrado desde entonces el "degüello" que actualmente es de 34 pesos por animal
El representante de los matanceros cuestionó el porqué les ha cobrado desde entonces el "degüello" que actualmente es de 34 pesos por animal (Domingo López Bustos)

Matamoros, Coahuila

Un grupo de matanceros, de cuatro rastros clandestinos que operaban desde hace más de cinco años en diversos sectores del sur de Matamoros, acudieron hoy en la mañana a la presidencia municipal para dialogar con el alcalde, Raúl Onofre Contreras, ya que personal de Protección Civil y del Sector Salud los clausuraron.

Desde hace muchos años, administraciones municipales les han prometido la construcción de un rastro en forma, pero ha quedado en puras promesas.

Simón García Rodríguez, representante de los matanceros, comentó que la mayoría de sus compañeros siempre se han dedicado a esta actividad.

Desde el primer rastro que se construyó, en donde ahora esta el DIF Municipal, hace más de 40 años y luego en otro lugar del sur de la ciudad, y el otro en las inmediaciones del fraccionamiento "Santa Cecilia", que fue el último que tuvo este municipio.

Esto originó que se formaran cuatro centros de matanza clandestinos, porque no cuentan ni con instalaciones adecuadas, sellos, ni médico para revisar la carne.

Por lo que el representante de los matanceros cuestionó el porqué les ha cobrado desde entonces el "degüello" que actualmente es de 34 pesos por animal y en el día se sacrifican alrededor de 40, entre reses, puercos y terneras.