Proponen “revocar” figura de auditor por pérdida de confianza

Plantean que la Comisión de Vigilancia del Congreso del Estado evalúe y audite a la ASEJ y a su titular; la herramienta Haz Tu Ley lanzó iniciativa.
Cecilia Díaz Romo (al micrófono) expuso el contenido de la iniciativa
Cecilia Díaz Romo (al micrófono) expuso el contenido de la iniciativa (Alejandro Acosta)

Guadalajara

La posibilidad de revisar la actuación del auditor por parte de la Comisión de Vigilancia; una figura parecida a la revocación de mandato cuando la sociedad le pierda la confianza, y establecer como causal de responsabilidad el que reciba dinero sin justificación, son algunos de los lineamientos que marca la propuesta de reforma presentada ayer por ciudadanos, a través de la herramienta Haz tu ley.

La iniciativa de reforma en materia de fiscalización es el primer producto formal que surge de esta herramienta ciudadana. Ayer fue entregada a diputados locales, para que se incluya como parte del trabajo legislativo. 

El presidente de la Mesa Directiva del Congreso del Estado, Clemente Castañeda Hoeflich, dijo que la iniciativa será integrada al trabajo que ya realiza la corriente conocida como G9, integrada por los seis diputados de Movimiento Ciudadano y tres del Partido Acción Nacional (PAN), la cual dio a conocer ayer MILENIO JALISCO.

La académica de la Universidad de Guadalajara, Aimée Figueroa Neri, recordó que según la evaluación que se hizo de la Ley de Fiscalización del Estado, su calificación fue de 71 puntos, de cien posibles. Esto aleja a Jalisco incluso de la media nacional, que fue de 78.4.

Afirmó que falta autonomía a la Auditoría Superior; hay opacidad sobre los hallazgos y sus informes, además que el Congreso no es corresponsable en el trabajo de fiscalización.

Figueroa Neri dijo que para el diseño de la iniciativa de Haz tu Ley, se tomó como base la ley modelo nacional. En la propuesta, se establece que la Comisión de Vigilancia tendrá las atribuciones para evaluar el desempeño del auditor, tanto en el ejercicio de los recursos que recibe como en el desempeño de sus funcionarios y del propio titular.

También señalan que los ciudadanos pueden hacer denuncias cuando el auditor incurra en actos de corrupción o sea ineficiente. Plantean que se le pueda fincar responsabilidad si comete acoso sexual o laboral, así como si recibe dinero adicional a su salario de manera injustificada.

Tan sólo en 2009, los diputados locales entregaron al auditor superior Alonso Godoy Pelayo 6.5 millones de pesos, sin que hasta la fecha se haya explicado el motivo del pago.

Además, proponen que se cree un mecanismo especial para remover de su cargo al auditor superior, cuando la sociedad le pierda la confianza, bajo una figura similar a la revocación de mandato. 

El académico Israel García Íñiguez señaló que en la última reforma a la ley, aprobada en 2009, los diputados crearon un “frankestein”. Esto, porque en la iniciativa se planteó crear un organismo constitucional autónomo, pero no se aprobó. 

Los diputados se decidieron por un organismo con autonomía técnica y de gestión, pero no modificaron los lineamientos que preveía la anterior figura. Afirmó que esperan que los diputados no sólo los tomen en cuenta en la presentación de la iniciativa, sino también en las discusiones que se desarrollen para la aprobación de la reforma. 

En la elaboración de la iniciativa, además de académicos locales participaron agrupaciones como el Congreso Ciudadano y el Observatorio Legislativo.