Prohibir narcocorridos no es la solución

La coordinadora del Programa Universitario de Derechos Humanos de la 'Ibero', Sara Amelia Espinosa, detalló que aunque la música es violenta, al prohibirla se coartaría la libertad de expresión
Entrevista: Sara Amelia Espinosa (Milenio Radio)

Tijuana

El narcocorrido es el reflejo de lo que se está viviendo en el país; expresa la violencia y también el machismo, pero prohibir su contenido y difusión no es la solución, consideró en entrevista para Milenio Radio la coordinadora del Programa Universitario de Derechos Humanos de la Universidad Iberoamericana, Sara Amelia Espinosa.

Detalló que aunque la música es violenta, al prohibirla se coartaría la libertad de expresión. Además, se tendrían que revisar los contenidos de las canciones en otros géneros musicales, como el reguetón, que también incita a hechos violentos y promueve el machismo, sin que se haga nada para combatirlo.

También destacó que existe una contradicción por parte del Ayuntamiento al vetar a un grupo musical, en este caso Los Tucanes de Tijuana, por sus canciones relacionadas con el narcotráfico, pero sí permiten conciertos como el de "El Komander", quien se presentó el pasado fin de semana en la ciudad.