Padres de familia sí tienen derechos en escuelas privadas

Existen 11 artículos en la Ley del Consumidor que establecen las bases mínimas de información para la comercialización de los servicios que prestan los colegios.
El objetivo del Encuentro Nacional de Escuelas Particulares es la constitución de una asociación que integre a los miembros de este sector en el país.
Aunque las listas de útiles no incluyan una tablet, es inminente que esta herramienta habrá de estar en manos de los alumnos. (Milenio Digital/Archivo.)

Torreón, Coahuila

Alfredo Mafud, subdelegado de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) en Torreón, aseguró que existen derechos de los padres de familia en las escuelas particulares, sin embargo, cuando detectan alguna anomalía en el manejo de la educación en determinado centro educativo no acuden a denunciar los hechos.

El funcionario comentó que existen once artículos en la Ley del Consumidor que establecen las bases mínimas de información para la comercialización de los servicios educativos que prestan los colegios particulares.

Como cada año, este es el momento de las inscripciones escolares. La oferta educativa en México es basta, ya que además de existir escuelas oficiales y gratuitas, también hay colegios en donde, como en todo los padres también tienen derechos como consumidores.

El 10 de marzo de 1992 se publicó en el Diario Oficial de Federación un acuerdo que dio las bases mínimas de información para que escuelas particulares pudieran comercializar, de forma regulada, los servicios educativos, siempre y cuando se apegaran a la ley y cumplieran con los requisitos para que los ciudadanos y sus hijos no tengan dudas sobre si son válidos los estudios, el cobro de colegiaturas y sobre todo que sepan a qué sí y a qué no se tiene derecho como consumidor de estos servicios.

Reiteró que el documento contiene once artículos que amparan los derechos de los consumidores y que es importante que en este tiempo de inscripciones y de elección de escuela, los consumidores estén listos para exigir conforme a la ley lo que les corresponde.

No obstante, explicó Alfredo Mafud, que los padres de familia de colegios particulares no acuden a interponer denuncias a pesar de que se cometan abusos, principalmente porque temen que se tomen represalias en contra de los menores en el centro educativo.