Problemas añejos y complejos

Seguirán atendiendo estas zonas y este tipo de problemas porque sin duda son conductas que se apartan de la ley y que tienen que ser combatidas
Ramiro Hernández, alcalde.
Ramiro Hernández, alcalde. (Milenio)

Guadalajara

Respecto a los problemas que se concentran en el Centro de la ciudad, el alcalde de Guadalajara, Ramiro Hernández dijo que son problemas viejos y son tan complejos, “que los combatimos un día y al día siguiente ya están de nuevo. Tiene que ver con quienes venden y con quienes compran. Si recorremos esas zonas nos damos cuenta de que a plena luz del día están ofreciendo esos productos y la única manera de combatirlo es con una presencia permanente en estas zonas. Sin embargo se nos presenta una gran dificultad: o ponemos la vigilancia en ese lugar o la destinamos a cuidar algunas otras zonas en las que la delincuencia se vuelve mucho más peligrosa para los ciudadanos”.

El alcalde dijo que aunque trabajan en colaboración de los otros dos niveles de gobierno, el estado y la federación en una serie de operativos, “también pensamos que es muy difícil que a partir de operativos aislados podamos resolver un problema que viene de tiempo atrás y que responde a toda una dinámica comercial, porque la gente, lamentablemente por las condiciones económicas, acude a ese tipo de lugares a adquirir productos que se comercializan fuera de la ley y lo que requerimos es una vigilancia permanente. Hemos platicado con la autoridad tanto estatal, como federal para buscar un mecanismo que nos permita atacar de raíz este problema porque  hasta ahora lo único que se ha hecho son operativos. Vamos a seguir atendiendo estas zonas y este tipo de problemas porque sin duda son conductas que se apartan de la ley y que tienen que ser combatidas”.