Pretende GDL reducir muertes de animales

Con la apertura del nuevo centro, el municipio espera un incremento en la adopción de mascotas.
Tras los operativos realizados a fines de 2015 en el tianguis de "El Baratillo", la adopción se incrementó un poco.
Tras los operativos realizados a fines de 2015 en el tianguis de "El Baratillo", la adopción se incrementó un poco. (Nacho Reyes)

Guadalajara

A pesar de que son conocidos como "el mejor amigo del hombre", en la práctica eso no siempre sucede, pues perros, gatos y de vez en cuando otro animal cae en el Centro de Salud y Control Animal de Guadalajara, lo cual se convierte en su última esperanza para integrarse a una familia; la otra opción es la muerte, la cual pretende reducir el municipio con el nuevo Centro Integral Animal.

Ya sea porque fueron recogidos de la calle tras un reporte por agredir a un humano, por sufrir maltrato o por ser comercializados en la vía pública y posteriormente ser abandonados tras la prohibición del municipio para ejercer ésta acción, estos animales cuentan con cinco días para 'enamorar' a quienes visitan el centro en busca de una mascota, aunque la cantidad de gente que hace esto no es mucha si se compara con la cantidad de animales que arriban.

De acuerdo a la directora del Centro, Magdalena Pérez, la cantidad de animales que llegan por semana es alrededor de 35, del cual un estimado de 12 a 15 son reclamados por sus dueños que los reportan extraviados y van a buscarlos a este lugar, en tanto que apenas entre 3 y 5 cachorros, conforman la tasa de adopción semanal.

Gatos o perros por igual observan con mirada triste detrás de los barrotes a la espera de que alguien se asome en búsqueda de una mascota. Las reacciones son diversas, hay algunos que parecen "desvivirse" por llamar la atención, dan vueltas de un lado a otro, se acercan, mueven la cola y hasta sacan su "patita" por debajo del acero para intentar tener contacto con el hombre.

Otros siguen afligidos, como si hubieran caído en depresión, su postura es encorvada y los ojos se aprecian vidriosos, tiemblan y en general parecen tener miedo, como si supieran lo que se viene si después de un breve periodo nadie los adopta. "A los cinco días lo que debemos hacer por reglamento es sacrificarlos", menciona la titular del centro, que estimó un promedio de 15 animales sacrificados por semana.

A finales de noviembre pasado, la cantidad de personas que acudían al centro en búsqueda de un perro o gato para mascota se incrementó tras la puesta en marcha de una campaña en la que Guadalajara anunció que pondría en adopción a las mascotas que eran recogidas de puestos ambulantes, principalmente del tianguis de El Baratillo.

"La campaña que lanzó el municipio surgió ante la inquietud de la misma gente después de los operativos de El Baratillo", pero la demanda de solicitud de información no significó un incremento en las adopciones: "Las personas pensaron que iban a encontrarse razas como Pug, Chihuahueño o Yorki, y la verdad es que los perros incautados en dicho tianguis son criollos, son tipo french poddle, o tipo maltés, pero son criollos y así mucha gente no los quiere", explicó Magdalena Pérez.

La titular del centro espera que a partir de este mes se incremente el número de animales que se entreguen en adopción, principalmente porque modificarán el esquema laboral que prevalece, y en vez de hacer la entrega de mascotas a través de asociaciones con las que tienen convenio, lo podrán hacer de manera autónoma por medio del Centro de Integración Animal, que comenzará a operar dicho mes en la calle Jesús Acal I. #1085, colonia San Isidro, en Guadalajara.

El hecho de que el número de adopciones crezca, beneficiará también en el tema financiero, ya que el costo promedio por sacrificio de cada perro o gato es de 120 pesos para razas pequeñas o medianas, y hasta $150 para animales de mayor tamaño. Además, Magdalena Pérez estima que se podrá hacer una mejor labor por parte del municipio en torno a la protección y cuidado animal, algo que vendría a beneficial a los "amigos" de cola y cuatro patas, pero también a la ciudadanía.

Animales asegurados

  • 30  y hasta 45 perros por semana arriban al Centro de Salud y Control Animal
  • 3 y hasta 5 cachorros son adoptados cada siete días
  • 30 por ciento de los animales que ingresan al centro regresan con su dueño, 15 animales son sacrificados por semana