Preocupa a tablajeros de la capital situación de León

El presidente de Unión de Introductores y Tablajeros de Guanajuato consideró que el rastro de León es de los mejores centros de matanza; dijo que si eso pasa en León, qué no pasará en otros lados.
Javier Dolores Reyes Castro, líder de los tablajeros de Guanajuato.
Javier Dolores Reyes Castro, líder de los tablajeros de Guanajuato. (Carlos Olvera)

Guanajuato, GTO.

Al señalar que en la capital se consumen alrededor de 50 reses diariamente y que la situación de León es preocupante por la condición en la que podría encontrarse el ganado de otras localidades, Javier Dolores Reyes Castro, presidente de Unión de Introductores y Tablajeros de Guanajuato, dijo que lo que deben hacer las autoridades es una revisión más rigurosa y constante.

Dijo que lo que debe importar primordialmente a los ganaderos de la región es entregar ganado sin esta sustancia que sirve para engordar a las reses y sacar más ganancia, afectando al consumidor.

“Hay preocupación,  los resultados de los estudios que se hicieron a las reses en León y que la mitad haya salido positivo, es algo que no le conviene a nadie; nosotros como tablajeros debemos de tener más cuidado que nadie, para no meter a nuestros establecimientos ese tipo de carne”, señaló.

Reyes Castro descartó que la suspensión que la Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), aplicó en la matanza de animales en el Rastro de León, afecte al mercado de la capital e inclusive al propio municipio leonés, porque mucha de la carne que ingresa a la ciudad proviene del norte del país, señaló.

Dijo que en el caso de las carnicerías de la capital estaría bien si se incrementa la fiscalización del producto que le venden a la población, para garantizar que sea de calidad y comentó que al año las autoridades sanitarias aplican alrededor de cinco pruebas.

Consideró que el Rastro de León es uno de los mejores  centros de matanza, Tipo Inspección Federal (TIF), que hay en la región y si eso pasa ahí, qué no pasará en otros lugares, “hay que aumentar las revisiones a los animales porque lo que debemos cuidar al final es la salud del consumidor”, dijo.