Policías vigilan que ambulantes no se instalen en primer cuadro de GDL

Un vendedor de pan con debilidad visual fue convencido de levantar su mercancía para negociar en una mesa de diálogo que el Ayuntamiento de Guadalajara instaló.
El Ayuntamiento mantendrá el diálogo antes que la fuerza pública
El Ayuntamiento mantendrá el diálogo antes que la fuerza pública (Nacho Reyes)

Guadalajara

El primer cuadro del Centro Histórico amaneció sin la presencia de comerciantes ambulantes quienes tomaron muy en serio la advertencia del Ayuntamiento de retirarlos de la vía pública a partir de este martes con la entrada en vigor de la modificación al reglamento de comercio.

La policía de Guadalajara desplegó a 120 uniformados en el primer cuadro de la ciudad para mantener el orden durante el operativo de retiro de comerciantes y es que se prevé que ambulantes se manifiesten en el transcurso de la tarde como ya lo hicieron ayer a las afueras de la Presidencia de Guadalajara, tras conocerse la noticia de que serían desalojados del centro.

Minutos antes de las 8 de la mañana en el cruce de la avenida 16 de Septiembre y López Cotilla, un hombre de la tercera edad y que padece debilidad visual fue apercibido para que levantara su mercancía. Luego de varios minutos de intentar convencerlo de que en lugar de que perdiera el pan que vendía, podía negociar en una mesa de diálogo, el hombre aceptó y fue apoyado por empleados del Ayuntamiento para trasladarlo al punto.