Pobreza en municipios sede de zona automotriz

Habitantes de los dos poblados que pertenecen al área metropolitana de Puebla señalan que las empresas asentadas en estos territorios pagan muy poco o ningún impuesto
Marginación en la zona aledaña a la planta Volkswagen en Coronango y Cuautlancingo.
Marginación en la zona aledaña a la planta Volkswagen en Coronango y Cuautlancingo. (Foto: Andrés Lobato)

Puebla

Coronango y Cuautlancingo tienen dentro de su territorio a la empresa automotriz Volkswagen, considerada la más importante del estado de Puebla y la de mayor relevancia en el continente americano, misma que cumplió 50 años en enero pasado; sin embargo esa importancia no se refleja en la infraestructura o calidad de vida de los pobladores de estos dos municipios que presentan un alto nivel de rezago.

En Coronango, ocho de cada diez personas viven en condiciones de pobreza y en Cuautlancingo son cuatro de cada diez, según datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Los dos municipios forman parte de la zona metropolitana de Puebla, en ambos pasa la autopista Puebla- México y en la última década se han asentado zonas industriales, pero a decir de funcionarios de primer nivel, la armadora y las compañías no pagan impuestos o si lo hacen son cantidades mínimas.

En el caso de Coronango, la Secretaría de Desarrollo Social y el Coneval señalan que el grado promedio de escolaridad de la población de 15 años o más es de 7.7 años.

Del 79.1 por ciento del total de la población en condiciones de marginación, el 48.4 por ciento presenta pobreza moderada y 30.8 por ciento pobreza extrema.

La condición de rezago educativo afecta a 22.4 por ciento de la población, lo que significa que 9 mil 325 individuos presentan esta carencia social.

En el mismo año, el porcentaje de personas sin acceso a servicios de salud es de 53.6 por ciento, equivalente a 22 mil 284 personas. La carencia por acceso a la seguridad social afecta a 83 por ciento de la población, es decir 34 mil 498 personas se encuentran bajo esta condición, según el último estudio de Coneval.

El 92.5 por ciento de los habitantes tienen viviendas sin disponibilidad de servicios básicos. La incidencia de la carencia por acceso a la alimentación es de 26.8 por ciento, es decir una población de 11 mil 135 personas.

Coronango carece de pavimentaciones en sus tres juntas auxiliares y en su cabecera municipal. A un costado de la autopista donde hay empresas asentadas se observan las calles en mal estado y que en épocas de lluvias se generan inundaciones.

Sumado a esto el 9.9 por ciento de la población de 15 años o más es analfabeta y menores de 6 a 14 años que no asisten a la escuela.

En 2010, el municipio contaba con 14 escuelas, diez primarias y cinco secundarias. Además, el municipio contaba con tres bachilleratos y ninguna escuela de formación para el trabajo lo que resulta insuficiente ante la demanda de la población.

La alcaldesa de Coronango, Hermelinda Macoto Chapuli, señaló el 14 de febrero pasado durante su toma de protesta que recibe un municipio que registra retrocesos, carencias y deficiencias pero enfatizó que ha iniciado a trabajar en distintos rubros, como seguridad, servicios del DIF y la concertación de obras como la sustitución del centro de salud de Coronango, así como el de San Antonio Mihuacán y remodelar el de San Francisco Ocotlán.

Agregó que las líneas de acción de su gobierno será la transparencia, por lo que Macoto Chapuli, notificó que trasparentarán los recursos y buscará la certificación del municipio en el tema, ya que actualmente el municipio cuenta con una mala calificación.

Sin servicio de salud 30 mil 883 habitantes de Cuautlancingo

En Cuautlancingo, la inversión de la empresa armadora, además de compañías textiles, de plástico y de autopartes, no se refleja, ya que el municipio todavía presenta rezagos importantes.

Según datos del Coneval, el 37.5 por ciento del total de la población vive en condiciones de pobreza, de los cuales, 32.7 por ciento en pobreza moderada y 4.8 por ciento en pobreza extrema.

La condición de rezago educativo afecta a 14. 8 por ciento de la población, lo que significa que 15 mil 361 individuos presentaron esta carencia social.

El porcentaje de personas sin acceso a servicios de salud es de 29.9 por ciento, equivalente a 30 mil 883 personas. La carencia por acceso a la seguridad social afecta a 45.8 por ciento de la población. El porcentaje de individuos que reporta habitar en viviendas con mala calidad de materiales y espacio insuficiente es de 10 por ciento.

El presidente municipal de Cuautlancingo, Félix Casiano Tlaque, apuntó que contar con la empresa armadora más importante de México y de Latinoamérica, representa para la entidad un gran beneficio, pues “es de gran ayuda al municipio tener un corredor empresarial importante”.

Casiano Tlaque dijo que además de las empresas el ayuntamiento cuenta con varios fraccionamientos de tipo residencial lo que genera que los ingresos del municipio mejoren en comparación con los demás.

Aunque el documento revela que en 2010 la población de dicho municipio era de más de 79 mil personas, el presidente municipal, Félix Casiano Tlaque, señaló que al día de hoy el número de habitantes ha aumentado a 90 mil, por lo que se requiere implementar nuevos proyectos de desarrollo que solventen la necesidad de los pobladores.

“En el tema de los rezagos, yo creo que son temas comunes en nuestro país, el tema de agua potable y la situación del desarrollo urbano, por lo que la implementación de un plan de desarrollo integral, nos dará tranquilidad y confianza para que el crecimiento del municipio sea de manera ordenada” aseguró el edil.

Pese a las carencias, Cuautlancingo es uno de los municipios con menor rezago en el estado de Puebla, de acuerdo a indicadores de Sedesol y Coneval, representa a la localidad con mayor avance en materia de combate a la pobreza pues el estudio señaló que en los últimos cinco años en la entidad hubo una reducción del porcentaje de la población con las carencias sociales de rezago educativo, carencia por acceso a los servicios de salud, así como el aumento en el acceso a la seguridad social.

El presidente municipal agregó que pese a esta situación en el ayuntamiento existen “focos rojos” en ese tema que pretenden subsanar mediante políticas recaudatorias que pondrán en curso durante los 4 años y 8 meses de su administración.

El edil municipal agregó que analizarán la posibilidad de ocupar el recurso aprobado recientemente en el que pueden disponer de manera anticipada de un 25 por ciento de los ingresos de la entidad, para realizar proyectos de alto impacto.

“Estaremos analizando la posibilidad de adquirir este nuevo préstamo y obviamente generar las obras necesarias, para cubrir las necesidades que existen en nuestro municipio”.

“Lo más importante es que la gente vea desde los primeros días los resultados que propusimos en campaña además de los avances en materia de seguridad pública”, apuntó el alcalde.

Comentó la disposición y el interés que tiene la alcaldía de trabajar conjuntamente con la armadora algunos proyectos que contribuyan a mejorar la imagen urbana, además de dignificar las vialidades que conectan al municipio con el parque industrial.

En ese mismo sentido, adelantó que buscará a través del gobierno del estado emprender algunos proyectos más que tendrán el objetivo disminuir el congestionamiento en horas pico en la zona.

“Vamos a poner especial empeño para lograr consolidar este proyecto y generar vías alternas para desahogar el tráfico, ya que es importante y necesario por el crecimiento que ha existido en la zona” afirmó.

La planta de Volkswagen ubicada en Puebla, continua siendo, por su volumen de producción, el complejo automotriz más grande en Norteamérica.

La llegada de VW desencadenó el desarrollo industrial la región

El pasado 15 de enero la planta Volkswagen cumplió sus primeros 50 años de haberse constituido como empresa en México, en 1964 comenzó a construirse la planta ensambladora en Puebla que marcó los inicios de la industria automotriz en el país.

En una nota publicada en esa fecha por Milenio Puebla, se informó que fue la ubicación geográfica de la entidad poblana, la cercanía con el Puerto de Veracruz y la infraestructura ferroviaria, determinaron la llegada de la armadora al municipio de Cuautlancingo, donde en poco más de 200 hectáreas, en junio de 1965, comenzó a construirse la empresa armadora de vehículos para el armado del legendario VW Sedán.

Con Volkswagen surgió la instalación de nuevas empresas en el estado y los alrededores para trabajar directamente con la ensambladora o relacionadas con su rama productiva.

La cadena de insumos, principalmente firmas transnacionales, creció considerablemente al pasar de una treintena de firmas proveedoras establecidas en México (1983 a 1990) a más de 251 empresas que a la fecha la abastecen de componentes automotrices bajo el esquema “justo a tiempo”.

Los vehículos ensamblados en Puebla también contienen autopartes provenientes de Estados Unidos y Canadá, Europa, Asia, África, Argentina y Brasil.

En cinco décadas el número de trabajadores en la planta local, se multiplicó más de 40 veces al pasar de 480 personas (plantilla inicial) a casi 17 mil colaboradores, entre personal técnico y administrativo.

En la empresa armadora, considerada por su volumen de producción, la más grande en Norteamérica, se han fabricado más de 10 millones de automóviles de los que 8 de cada diez se exportan a diferentes partes del mundo como Europa, Estados Unidos, Centroamérica, Sudamérica, Asia y África.

Dos de los modelos ensamblados en Puebla, el Clásico y el Nuevo Jetta, se mantienen entre los diez vehículos más vendidos en México.

En 2012 Volkswagen de México alcanzó un récord histórico de producción con más 604 mil 508 vehículos.