Padres de familia mantienen plantón; piden destitución de maestras

No aceptan que se comisione a su sindicato a una de las profesoras y piden la remoción de la plantilla laboral de ambas.

Pánuco

Padres de familia que mantienen un plantón que suspende las clases en la escuela de bachillere de Pánuco desde el pasado 3 de marzo, se mantienen en la postura de exigir que sean excluidas de la plantilla laboral la subdirectora Sugey Olguín Cazares y su hermana la profesora Heidi Olguín a quienes acusan de hostigar alumnos, condicionar calificaciones, generar ambiente hostil, agredir padres de familia y autodenominarse influyentes al grado de despedir a profesores y dar de baja a alumnos.

Esta mañana de viernes en un intento por desactivar el bloqueo que paraliza las clases desde hace varios días estuvo presente una comisión de funcionarios de ladirección general de bachilleratos en el estado de Veracruz encabezada por Rosa María Velázquez Ayala coordinadora en jefa de la DGB radicada en Poza Rica, quien ofreció la remoción temporal de la profesora Heidi Olguín para que sea comisionada por su sindicato aunque no propuso ninguna sanción para la subdirectora Sugey Olguín.

Esta situación no gustó a padres de familia integrantes del patronato de la escuela y solicitaron como única opción la remoción de ambas de la plantilla laboral y en su caso de acuerdo a la dirección general su ubicación en otra escuela repitiendo los señalamientos de ambas profesoras y su interés de evitar que con la presencia de estas se agudicen conflictos y se generen mayores inconvenientes.

En el lugar estuvo presente una madre de familia de nombre Rocío Valdez Díaz quien expuso su caso de manera directa y dijo que fue afectada en la educación de su hija en semestres anteriores con hostigamientos, amenazas y diversos tipos de agresiones, señaló que recientemente su hija fue afectada en sus calificaciones al grado de estar a punto de perder su educación por la materia que le daba Heidi Olguín y al solicitar revisión de exámenes se encontró con que todos estos debieron ser aprobados satisfactoriamente pero ya existía la amenaza de la maestra de reprobarla.

Otros padres de familia también dieron a conocer sus versiones y coincidieron que no darán marcha atrás en su postura de exigir que se remueva de la plantilla de maestros a las hermanas Olguín Cazares a las que consideran nocivas para la educación de los jóvenes, en un señalamiento que tuvo también el respaldo de un grupo de docentes de esa misma escuela.