Pide Olvera mantener diálogo para reformas

El gobernador llama a los partidos políticos y organizaciones mantener la comunicación.
El gobernador Francisco Olvera Ruiz opinó sobre las denominadas reformas estructurales en nuestro país.
El gobernador Francisco Olvera Ruiz opinó sobre las denominadas reformas estructurales en nuestro país. (Héctor Mora)
Entrevista con el gobernador del estado de Hidalgo, Francisco Olvera (Alejnadro Suárez)

Pachuca

El gobernador de Hidalgo, José Francisco Olvera Ruiz, dijo que pese a las manifestaciones del miércoles pasado, el diálogo dominó en el debate celebrado en la Cámara de Diputados sobre la Reforma Energética, legislación necesaria para impulsar la economía nacional.

“Qué lamentable que el punto de partida de una de las partes sea la cerrazón y hablo de la cerrazón mental y física, tomar de una manera tan poco digna el recinto oficial. Sin embargo creo que a final de cuentas dominó el diálogo, se está dando el debate en estos momentos, no se ha terminado en el recinto alterno y creo que es la mejor vía”, dijo Olvera Ruiz.

Entrevistado un par de horas antes de que se aprobara en lo particular la Reforma Energética por la mayoría de los diputados, el mandatario hidalguense mencionó que todos los puntos de vista deben de escucharse para la construcción de la mejor propuesta.

“Que se analice, que se discuta en el contexto de todos los puntos de vista y que con ello se construya definitivamente esta Reforma Energética que tanto le hace falta a la economía del país”.

La Reforma Energética fue aprobada en lo general y particular con 353 votos a favor y 134 en contra. Con esto, ahora es turno de los Congresos locales de discutirla y en caso de que dos terceras partes de las 31 legislaturas estatales la aprueben será oficial el cambio constitucional.

Ante tal panorama, el gobernador no descarta la posibilidad de protestas cuando el tema llegue al Legislativo local, mismas que deberán estar dentro del marco de la ley que ampara la libertad de expresión. “Probablemente, pensaría que por estrategia de las diligencias nacionales se dé lo mismo. Sin embargo también es un derecho, la manifestación es un derecho que tienen los ciudadanos, sobre todo de quienes están organizados, es una posibilidad para ese desarrollo”, comentó.

El gobernador pidió a las fuerzas políticas mantener los canales de diálogo abiertos, esto para evitar toma de tribuna, cierre de calles o cualquier otra manifestación violenta, lo cual no se ve en una entidad como la de Hidalgo.

“El llamado es el de siempre que se mantiene vigente hoy, hay que encabezar el diálogo con todos los partidos políticos. Hay una comunicación permanente de la secretaría de Gobernación con todas las organizaciones sociales y el llamado es ese, que no rompamos esa forma de trabajar en Hidalgo, con diálogo, con comunicación e interacción porque es lo que nos ha permitido construir la paz social que disfrutamos”.

Sobre la posibilidad de legislar sobre manifestaciones como ya sucedió en el Distrito Federal, Olvera Ruiz descarto la necesidad de realizarla pues en Hidalgo no hay marchas tan grandes como en la capital donde sí requieren normas claras al respecto. “No lo veo necesario, aquí no son tan frecuente, no le vemos la necesidad”, finalizó.

Cambios a la constitución

Los cambios constitucionales que aprobó el Congreso de la Unión (primero el Senado y luego los diputados) fue a los artículos 25, 27 y 28 constitucionales, así como 21 transitorios. Con la reforma se quita la prohibición de que la iniciativa privada nacional o internacional participe en el sector. El artículo 25 ya reformado dice que el Gobierno Federal mantendrá la propiedad y el control sobre los organismos y empresas productivas del Estado; la ley alentará y protegerá la actividad económica que realicen los particulares y proveerá las condiciones para que el desenvolvimiento del sector privado contribuya al desarrollo económico nacional, todo esto bajo el concepto de asignaciones, no concesiones.

El artículo 27 habla de las asignaciones, las cuales serán para exploración y extracción a empresas productivas del Estado o contratos con particulares. Las empresas productivas serán Pemex y la CFE.

El artículo expone la creación del Fondo Mexicano del Petróleo, que será un fideicomiso público que dependerá del Banco de México y se encargará de recibir, administrar y distribuir los ingresos derivados de las asignaciones y contratos.