Paso a desnivel en Leones no está terminado: Arellanes

La precandidata del PAN a la gubernatura señaló que en los próximos días la Secretaría de Obras Públicas dará a conocer los detalles sobre los escurrimientos en la obra.

Monterrey

La alcaldesa con licencia de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes, evadió responder a los cuestionamientos sobre las fallas que presenta el paso a desnivel de la avenida Leones y la calle Sevilla, y sólo dijo que la obra aún no está concluida.

El paso deprimido fue abierto parcialmente a la circulación el mismo día que la ahora precandidata del PAN a la gubernatura del estado presentó la solicitud de licencia indefinida a su cargo, a fin de participar en los proceso electorales internos de su partido.

Sin embargo, con las lluvias que se registraron este fin de semana, días después de su apertura la obra comenzó a presentar escurrimientos en sus paredes.

Este lunes, al acudir al registro del dirigente con licencia del PAN de Monterrey, Iván Garza, quien busca la alcaldía de la capital del estado, Arellanes Cervantes señaló que será la Secretaría de Obras Públicas la que en los próximos días dé a conocer detalles sobre las fallas de la obra.

Además, aseguró que dicho paso deprimido aún no está terminado y la apertura parcial se realizó por la exigencia de los vecinos de la zona para permitir la vialidad en los carriles.

Arellanes Cervantes recordó que la obra aún no está inaugurada, y los trabajos en el sector continúan, incluso con el cierre de uno de los carriles.

"Se aperturaron dos carriles debido a la necesidad que había de ese sector de que se abriera lo que ya estaba, y bueno, continúa en proceso esa parte en la que se está trabajando.

"Tan es así, que se pusieron, no sé si recuerdan, en las fotos que ustedes tienen en los gráficos, se pusieron unos tambos en el carril que vendría siendo de alta, porque se iban a continuar con los trabajos".

Las pequeñas cascadas registradas en la obra de Leones y Sevilla son similares a las registradas el pasado 3 de octubre en el paso deprimido de Lázaro Cárdenas, que finalmente derivó en el colapso de la pared.