Participan más de 8 mil en la “cadena humana”

Siguieron el trayecto en cuatro puntos principales, en busca de que el mundo voltee a ver a la obra hidráulica más grande del mundo, la primera de América, y la más importante del México.
Se busca que la obra sea declarada en 2015 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.
Se busca que la obra sea declarada en 2015 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. (Arturo González)

Pachuca

Una cadena humana de cerca de 8 mil 500 personas siguió el trayecto del Acueducto del Padre  Tembleque en cuatro de sus puntos principales, en busca de que el mundo voltee a ver a la obra hidráulica más grande del mundo, la primera de América, y la más importante del México colonial.

Pasaron siglos antes que las autoridades prestaran atención nuevamente a este monumental complejo y se consiguió tras 20 años de trabajo en la restauración y salvaguarda del acueducto construido en el siglo XVI por un fraile franciscano, una misión que pocos se echarían a cuestas.

Por eso, este jueves, alumnos de distintos grados y escuelas unieron sus manos a la espera que más personas se involucren en su protección y cuidado. Participaron la correspondiente zona escolar, además de estudiantes de bachillerato y universidad.

Para esta cadena de 49 kilómetros se contemplaron cuatro puntos estratégicos: en los manantiales al oriente del cerro del Tecajete, donde nace el afluente; en el aljibe ramal Zempoala, donde se reunieron 3 mil personas; en la Arquería Mayor, ubicada en la barranca de Tepeyahualco, y  en Otumba, Estado de México.

El Patronato Acueducto Tembleque AC fue el responsable, una labor iniciada por Ángel Cerda, quien fuera párroco en Zempoala, cuyo esfuerzo sigue para que en 2015 sea declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Mateo Linaza Ayerbe es el tesorero de la organización civil, y es puntual en señalar las aún carencias que deben cubrir: la necesidad de sensibilización a la población para su cuidado, y sobre un proceso en el que van de la mano con los gobiernos de los estados de México e Hidalgo.

“La restauración va muy avanzada, faltan cinco para que llegue el agua a la arquería monumental, aunque por las condiciones de tiempo podremos continuarla hasta el mes de enero. Pero es casi nada, lo que ya llena de orgullo a los que formamos parte de este patronato y a la gente que ha estado cerca en este proceso, que han sido muchos”.

Pero una declaratoria de índole internacional requiere más que una reparación, hacen falta nuevos convenios para impedir la degradación ambiental, que la gente respete la estructura, y que gobiernos y legisladores procuren medidas adecuadas para su protección.

“En cuestión de la contaminación del río ya estamos en contacto con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales y ya están haciendo las gestiones para que las industrias den mantenimiento a sus filtros, el objetivo es que se respete la norma vigente o actualizar sus instalaciones”, agrega Linaza.

Y resulta urgente. La primera de las vistas que recibirán por parte de la Unesco ocurrirá en siete meses, y en ese tiempo el caudal del río tendrá que estar menos contaminado y se concluirán los estudios de suelo, así como un análisis sobre el tipo de mantenimiento que se harán a los pilares en la arquería monumental.

“El objetivo del patronato siempre fue que las autoridades voltearan a ver al acueducto, ellas deben ser las encargadas de proteger y custodiar el patrimonio nacional, ya lo conseguimos. Nuestra labor en un futuro será más enfocada a la educación para los habitantes de la región”, agregó.

Claves

A detalle

- 8 mil 500 personas participaron en la cadena humana que acompañó al Acueducto de Tembleque por cuatro de sus principales puntos.

- A lo largo de 49 kilómetros participaron los estudiantes de Zempoala y de escuelas de Axapusco, Nopaltepec, Otumba y San Juan Teotihuacan, en el Estado de México.

- La restauración del acueducto llega casi a la arquería monumental, el objetivo es que pronto circule nuevamente el agua.

- La declaratoria de índole internacional requiere de nuevos convenios para impedir la degradación ambiental, y para que la gente respete la estructura.


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]