POTmet no está en riesgo, pero debe “armonizarse”

Instalarán mesas de trabajo entre las dos instancias a fin de resolver contradicciones ambientales; Gutiérrez Padilla y Secretaría de Medio Ambiente difieren sobre los alcances.
El POTmet fue presentado el 27 de junio pasado por el gobernador del estado, Jorge Aristóteles Sandoval Díaz.
El POTmet fue presentado el 27 de junio pasado por el gobernador del estado, Jorge Aristóteles Sandoval Díaz. (Cortesía)

Guadalajara

Las deficiencias ambientales del Plan de Ordenamiento Territorial Metropolitano (POTmet) son interpretadas de modo distinto por las cabezas de la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet) de Jalisco, y del Instituto Metropolitano de Planeación (Imeplan); la primera instancia no descarta que podría obligar a una revisión y ajustes en el texto vigente; la segunda señala que “armonizar” es un planteamiento que ya habían contemplado, pero que no altera en sustancia el documento.

Las revelaciones de MILENIO JALISCO de un oficio con 22 observaciones al POTmet que entregó el pasado 30 de mayo la Semadet, ocasionaron tempranas aclaraciones del titular del Imeplan, Ricardo Gutiérrez Padilla, quien vía twitter del organismo descalificó su difusión y cuestionó los valores periodísticos de esa divulgación.

Sin embargo, el director general de Planeación y Ordenamiento Territorial de la Semadet, Rodolfo Montaño Salazar, reconoció la vigencia de los señalamientos hechos hace casi un mes.

“Estamos en la revisión del programa del ordenamiento ecológico territorial para que se incorpore al POTmet, está en proceso la reunión; la Semadet será la que haga el vínculo porque es la institución que se encarga del ordenamiento a nivel estado. En el tema agua se va a revisar porque es un recurso estratégico y se debe incorporar en definitiva”, puso en relieve.

- ¿Cómo subsanar las carencias si es un plan aprobado y en vías de publicación?

- Son tres años que se establecen para la revisión, si no es que hubiera técnicamente un elemento suficiente para hacerla ahora, lo que nosotros creemos es factible […] a partir de estas mesas de trabajo se puede pedir la revisión y la modificación, no esperar a los tres años, lo prevé el Código Urbano.

Gutiérrez Padilla lo negó. Fue enfático al decir que el POTmet “está blindado” y citó al gobernador del estado, Aristóteles Sandoval, como un actor que también garantizó tal solidez.

La explicación es porque éste establece “de modo indicativo” los criterios de uso de suelo, y advierte que la existencia de normativas municipales, estatales o federales pueden anular esa indicación. “Es más que suficiente para parar el caos y contener el desastre y la corrupción de los últimos 25 años, no tengo la menor duda como no la tienen los nueve presidentes municipales ni el propio gobernador […] nadie bloqueará su entrada en vigor”.

A su juicio, el debate con la Semadet fue “contestado, respondido y superado con un acuerdo expreso de un exhorto de mesa de armonización” como expresamente se señaló el día de la sesión ordinaria en el Teatro Degollado, el pasado 27 de junio.

Consideró que la ausencia de la Semadet en el proceso no es imputable al Imeplan, sino a un problema de comunicación de la dependencia con el titular de la subsecretaría de Planeación del ejecutivo, David Gómez Álvarez, quien representó al gobierno en el tema desde febrero de este año; “me parece que hay una cierta descoordinación entre el gobernador, su secretaria de Medio Ambiente y sus áreas técnicas y jurídicas”, expresó irónico cuando conoció que la Semadet insiste en que sus observaciones no están saldadas.

“Hicieron seis observaciones en términos gruesos, dos de ellas son fallas de interpretación de los mapas, lo cual aclaramos; las otras cuatro tienen que ver con precisiones que el equipo jurídico y de planeación hizo pero no corresponden a fallas y deficiencias del POTmet, sino a ausencias y vacíos que han generado en materia de política pública y de ordenamiento en el ámbito de la gestión ambiental, tanto por incapacidad del sistema estatal como falta de cumplimiento de gobiernos municipales, a los instrumentos legales de los tres ámbitos; el POTmet no puede generar un reglamento metropolitano de gestión del ambiente, no es su materia ni atribución ni competencia; lo que sí puede hacer es evidenciar los conflictos [...]”, agregó.