Inviable cubrir nómina en 12 años de no cambiar contrato

El alcalde de Gómez Palacio, señaló que se propuso un fideicomiso que incluyera a los empleados de nuevo ingreso y al momento de su retiro ese fondo sirviera para cubrir sus pensiones.
Los trabajadores del Sindicato se manifestaron el lunes en la presidencia de Gómez Palacio.
Los trabajadores del Sindicato se manifestaron el lunes en la presidencia de Gómez Palacio. (Miguel Ángel González Jiménez )

Gómez Palacio, Durango

El alcalde José Miguel Campillo recibió el pliego de peticiones laborales que tienen que ver con la reposición de plazas, luego de reunirse esta mañana con líderes del Sindicato de Trabajadores al Servicio del Municipio.

Sin embargo, dijo que este contrato tendrá a futuro que ser modificado porque es muy costoso al incluir cláusulas que representan una pesada carga financiera y que de no cancelarse, en 12 años será inviable el pago de la nómina.

Como ejemplo citó que una cláusula incluye desde su origen que a los 25 años de servicio, un sindicalizado puede pensionarse, por lo que hay empleados con 43 años que ya gozan de ese beneficio y al tener un promedio de vida de 70 años significará que durante 27 años el ayuntamiento asumirá el pago de esa persona sin trabajar.

Manifestó que incluso desde diciembre pasado el sindicato no ha firmado el contrato colectivo, debido a los ajustes que les propuso desde entonces el Área Jurídica del Ayuntamiento.

Eran en el sentido de negociar la creación de un fideicomiso que incluyera a los empleados de nuevo ingreso y en determinado tiempo su retiro ese fondo sirviera para cubrir sus pensiones y no propiamente el ayuntamiento.

Dijo que se han atendido algunas demandas que son parte del contrato, pero será la siguiente administración la que decida si mantiene el mismo esquema de arrendamiento de camiones recolectores y con empleados de confianza o si quiere recontratarlos bajo la modalidad sindical, con el alto costo financiero que ya representa.

Aseguró que se hizo ya un estudio a perspectiva y el resultado es preocupante, pues indica que de mantener este mismo contrato como está, en un plazo de 12 años no habrá dinero en las arcas para pagar a los trabajadores en activo, pues todose irá al gasto corriente y en especial al pago de la nómina de jubilados y pensionados.