Acusan de negligencia al HU y Cruz Roja

La jovencita murió el pasado 25 de agosto en la Clínica 71 del IMSS. Pero el calvario comenzó hace más de un mes, la noche del 23 de julio, cuando a ella le dio un fuerte dolor en el vientre.
Los familiares llegaron al HU después del sepelio de la menor.
Los familiares llegaron al HU después del sepelio de la menor. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

Tras el sepelio de la menor Daniela Guadalupe Cázares Martínez de 13 años, sus familiares, vecinos y amigos, fueron directamente a las instalaciones del Hospital Universitario de Torreón para manifestarse la tarde de este jueves.

La jovencita murió el pasado 25 de agosto en la Clínica 71 del IMSS. Pero el calvario comenzó hace más de un mes, la noche del 23 de julio, cuando a ella le dio un fuerte dolor en el vientre.

José Enrique Martínez Herrera, abuelo de la menor, señaló que la trasladaron desde su vivienda en Prados del Oriente, a Cruz Roja, donde le aplicaron un medicamento para adulto.

Ellos consideran que lo fuerte de ese medicamento le perforó los intestinos. Por eso y por que quedaba más cerca, mejor la llevaron al Hospital Universitario.

Ahí le hicieron un eco, comenta el indignado abuelo. “Cometieron puras negligencias. En Cruz le tomaron una radiografía. En el HU le hicieron un eco. Nunca nos dijeron que tenía”.

El cuadro clínico parece ser de dolor de vesícula reventada, pues en esos casos, los órganos internos efectivamente se dañan por las sustancias que la vesícula libera y puede generar peritonitis.

Se sigue un protocolo pero en el caso de la menor, al parecer no se aplicó, por desgracia, el diagnóstico casi se los dieron hasta que ella falleció.

La familia ya puso una demanda ante la Comisión de Derechos Humanos. Posteriormente, procederán por la vía legal en lo que corresponda. Después del Hospital Universitario, se pasaron a las instalaciones de Cruz Roja, donde bloquearon un rato la Cuauhtémoc y la Carranza.