Prendas de vestir e historia, de la función utilitaria al fashion

¿Qué trae puesto en este momento? A veces es lo que sea, lo primero que salga del clóset, del guardarropa, del lugar donde tenga sus prendas de vestir.
La historia de la ropa refleja también la historia de la cultura.
La historia de la ropa refleja también la historia de la cultura. (Aldo Cháirez)

Torreón, Coahuila

¿Qué trae puesto en este momento? A veces es lo que sea, lo primero que salga del clóset, del guardarropa, del lugar donde tenga sus prendas de vestir.

En otras ocasiones especiales, el esmero se deja ver a través de la vestimenta que elegimos, según la situación. La ropa en sus inicios era utilitaría y cumplía funciones de protección.

Apenas hacia el Neolítico, hace unos cinco mil años, periodo que constituyó la mayor revolución humana, pues la raza se hizo sedentaria, hay rastros de que ya los humanos tejían e hilaban plantas, además de las prendas de piel.

Probablemente la mayor pionera, la que hizo toda la diferencia entre miles de años fue la francesa Coco Chanel, en los años treinta.

Poco a poco cambió todo. La historia de la ropa es también una historia de la cultura humana. En todos lados se desarrollaron prendas que reflejaban rangos, clases sociales, oficios, sexo, edad.

Aprender a usar plantas como el algodón o el lino, teñirlas, decorarlas, darles formas especiales, era una labor de algunos cuantos. No se diga la seda, increíble y magnífica en su textura y su factoría, que llegó a occidente con el comercio oriental, para cambiar todo.

Junto a la historia de invasiones brutales y ataques violentos precedidos por invasiones, se fue creando también la historia del arte. Las influencias de los persas en los antiguos griegos también llegó a los romanos, ya un poco refinada, pero así se iban conociendo técnicas para mejorar ropas, para ornamentarlas, teñirlas y usarlas.

La historia siguió. Para la Edad Media el tejido que era favorito fue la lana, las prendas eran simples y como siempre, quienes usaban la mejor ropa eran las clases acomodadas.

Este periodo tuvo variaciones menores hasta el increíble Renacimiento. Fue en la época de mayor esplendor artístico para el mundo occidental en el que habitamos, que la moda pudo definirse ya como tal, como algo más allá de El reflejo de cada época Prendas de vestir e historia, de la función utilitaria al fashion la simple ropa.

Bajo la influencia de artistas gloriosos como Miguel Ángel, por nombrar alguno, todo textil tuvo niveles también de arte, como los bordados, los colores que nunca habían sido vistos en las prendas.

La corte del rey Luis XIV de Francia, vio ya las desmesuras de estilo, e imponían. La Revolución Francesa en contra parte, vino prácticamente a uniformar a todos buscando la liberación del clasismo que estuvo marcado tanto tiempo.

Tras la Revolución Industrial en Inglaterra, se formó un concepto de lo moderno. Por desgracia, nunca se logró la igualdad, y las clases burguesas tenían lo mejor siempre, mientras que el pueblo se vestía con lo que podía.

Este breve e incompleto resumen del desarrollo de la moda en la humanidad, es para hablar del siglo XX y el vértigo que lo acompaña en todo momento. Probablemente la mayor pionera, la que hizo toda la diferencia entre miles de años fue la francesa Coco Chanel, en los años treinta.

Es apenas entonces, ya hacia los sesenta, que se logra ese uniforme para todos, con los pantalones de mezclilla y las playeras, que brindan la mayor simplicidad y practicidad, pues además son prendas unisex, cuando todo el tiempo humano, hubo necesidad de distinguir entre sexos.

Sin embargo, esas prendas son creaciones también de un diseñador. Quizás usted los esté usando en este momento.

Son reflejo de una época y pueden ser unos pantalones y una playera de 50 pesos o unos de cinco mil, y eso dependerá de su empleo, clase social, o deseos.