Piden que instancias federales intervengan en caso Peña Colorada

Denuncian ejidatarios y asociación civil que minera Peña Colorada continua la explotación de tierras por encima de impedimento de un juez.

Guadalajara

El conflicto entre la Minera Peña Colorada y el ejido de Ayotitlán no fue resuelto con la liberación de los 33 indígenas nahuas que fueron detenidos de manera irregular el pasado 22 de julio, así lo denunciaron integrantes del ejido mencionado y activistas ambientales que solicitaron la intervención de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), la Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas (CDI) y la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) para atender la problemática.

De acuerdo a señalamientos del Instituto de Derecho Ambiental (IDEA A.C.), en torno al caso existen diversas irregularidades, entre ellas, que el Consorcio Minero Benito Juárez, Peña Colorada, mantiene labores de extracción de material en un área propiedad del Ejido de Ayotitlán, lo que representaría una inejecución a la suspensión emitida por un juez.

El grupo de ejidatarios y la asociación IDEA, solicitaron también que la Minera Peña Colorada se desista de las acusaciones de los delitos de despojo, robo calificado y privación ilegal de la libertad que interpusieron en contra de los 33 nahuas “de manera dolosa” y que mantiene detenido en un centro de máxima seguridad a Eduardo Mosqueda Sánchez.

La petición que lanzaron a la Comisión Nacional de Derechos Humanos fue para que intervenga en el caso y “que hagan que la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Colima se dediquen a hacer su labor”, mencionó Raquel Gutiérrez Nájera, presidenta de IDEA A.C., al denunciar que derechos humanos de Colima, solicitó a los indígenas Nahuas, que se desistieran de las quejas presentadas contra el Gobierno de Colima y la Minera, “según esto como parte de un acuerdo entre los Gobiernos de Jalisco y de Colima cuando acordaron la liberación de los 33”, agregó.

Finalmente, solicitaron que la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas participe y asista en los procesos de toma de decisión de los nahuas en el caso de la minera Peña Colorada a fin de garantizar que se respeten sus derechos.

Actualmente, la minera no solamente ha incumplido en el pago de la renta de 1,203 hectáreas a los indígenas, sino que explota estas tierras sin consentimiento alguno y por encima de la orden de un juez