Miles caminan a San Juan gracias a su fe

Se deteienen en los campamentos que hay en la ciudad para descansar y recuperarse para continuar hacia el santuario.
Las mujeres mantienen el paso hacia San Juan de los Lagos.
Las mujeres mantienen el paso hacia San Juan de los Lagos. (Mauricio Contreras)

León, Gto.

Ayer durante todo el día, miles de peregrinos llegaron a los diferentes campamentos donde se alistaron para la recta final de su caminata hasta San Juan de los Lagos.

En lugares como el campo ubicado sobre el bulevar Aeropuerto a unos metros del outlet Mulza, los caminantes que en medio de plegarias y cantos aprovecharon para descansar, tomar alimento y seguir su camino que finalizará el 2 de febrero con la festividad de la Virgen.

Para los peregrinos, su fe puede más que el trayecto y el cansancio, puesto que el esfuerzo, aseguran, se verá gratificado con bendiciones.

"La primera vez que visité San Juan fue para pagar una manda por mi bebé, eso fue realmente lo que me motivó a venir", comenta Claudia García, habitante de Querétaro.

Claudia explicó que pasó por un embarazo de peligro con una amenaza de aborto, pero luego de encomendarse a la Virgen de San Juan, tuvo a su pequeño sin ninguna complicación y ahora peregrina por tercera vez consecutiva para agradecer ese acto y pedir por la salud de su familia.

Además, Claudia mencionó que desde Querétaro hasta la basílica de San Juan tarda dos semanas, pero aún así seguirá con la tradición en compañía de su pequeño y de su esposo que también se dijo devoto de la Virgen.

"Se siente bonito caminar, porque ya cuando llegas a la Basílica de San Juan es una emoción, te causa alegría y llanto", aseguró Claudia entre risas.
José Osornio es otro de los cientos de miles de peregrinos que pasan por la ciudad para finalizar su trayecto ante los pies de la Virgen de San Juan.

"Mi hermano me invitó, me dijo que vayamos porque era algo muy padre, la primera vez le pensé porque está lejecitos pero cuando vi que sí llegué, me animé", dijo el joven.

Juan viene de Guanajuato, es la tercera vez que participa en la peregrinación y su objetivo de ir hasta San Juan es cumplir con una manda, puesto que su hermano, quien sufre de epilepsia, ha mostrado mejoría.

El joven, para demostrar su fe, camina con un capelo de madera en su espalda que él mismo ha construido y sin importar su peso, anda a paso batiente hasta su destino.

"Se siente bien bonito cuando llegas a San Juan, porque sientes que la Virgen te recibe y que te escucha", contó Juan.

Y añadió: "yo seguiré visitando San Juan por lo que me reste de vida".

Mañana en punto de las 4:00 de la mañana, más de 200 mil peregrinos se reunirán en el campamento ubicado en el tramo de la Y griega y desde Lagunillas hasta San Juan de los Lagos caminarán en la Caravana de la Fe.