Moreira espera resolución sobre empresas "fantasma"

El gobernador de Coahuila, indicó que él no tiene un juicio al respecto, sobre la relación de Esther Monsiváis con la empresa Rivera Álamo, la cual facturó al Estado servicios por 24 mdp.
"Mi gobierno está haciendo lo que le corresponde en su fuero y eso no nos corresponde", declaró el Gobernador de Coahuila, Rubén Moreira.
"Mi gobierno está haciendo lo que le corresponde en su fuero y eso no nos corresponde", declaró el Gobernador de Coahuila, Rubén Moreira. (Manuel Guadarrama)

Torreón, Coahuila

Sobre la renuncia de María Esther Monsiváis, a la Secretaría de Infraestructura por la polémica de las empresas "fantasma", el gobernador, Rubén Moreira refirió que le corresponde a las autoridades federales hacer las indagatorias correspondientes y la entidad también hace su parte.

"Ella renunció y lo que tenemos es una investigación de todas las cosas. Yo lo que creo es que antes de hacer una afirmación de esa naturaleza tenemos que esperar una resolución de las autoridades y todos están investigando el Servicio de Administración Tributaria y la Procuraduría General de la República".

"Mi gobierno está haciendo lo que le corresponde en su fuero y eso no nos corresponde. El SAT tiene una investigación, la PGR otra y el Gobierno del Estado otra".

Indicó que él no tiene un juicio al respecto sobre la relación que se señala de Esther Monsiváis con la empresa Rivera Álamo, la cual facturó al gobierno estatal servicios por el orden de los 24 millones de pesos.

"No estoy ni exonerando ni culpando a nadie pero tenemos que esperar a que sigan los cauces correspondientes, pues hace seis años juzgaron a unos tipos aquí y luego fueron exonerados".

Así también aseguró que han hecho lo que está al alcance de su administración para obtener respuestas sobre la polémica de las empresas "fantasma".

Según determinaron en el Congreso del Estado de Coahuila en su última sesión, el Auditor Superior del Estado, Armando Plata Saucedo, deberá presentar la próxima semana un informe sobre la investigación de las empresas "fantasma" que facturaron al gobierno estatal diversos servicios y cuyo domicilio fiscal resulta irregular.



LMG