"Es desesperante saber que amanecerás inundada"

La familia Puente tiene su domicilio en la salida al río también conocido como la carretera a La Conchita. Su casa quedó completamente encharcada, el agua dañó todas sus pertenencias.
La mayoría de las pertenencias de la familia Puente, del ejido La Conchita de Torreón, quedaron bajo el agua, debido a la fuerte lluvia que los sorprendió.
La mayoría de las pertenencias de la familia Puente, del ejido La Conchita de Torreón, quedaron bajo el agua, debido a la fuerte lluvia que los sorprendió. (Manuel Guadarrama)

Torreón, Coahuila

Guadalupe Puente, habitante del ejido La Conchita, nos mostró su casa con el agua hasta las rodillas, el agua de lluvia entró sin piedad a su vivienda, perturbando el sueño de toda la familia.

A las dos de la mañana tuvieron que subir todos los muebles y desde las cuatro de la mañana se ocuparon en la tarea de sacar el agua, sin tener mucho éxito ocho horas después, desesperados piden ayuda a las autoridades.

La familia Puente tiene su domicilio en la salida al río también conocido como la carretera a La Conchita, comparte que su casa quedó completamente inundada, el agua dañó todos sus muebles, incluso reblandeció una barda de adobe y la derribó.

“Tuvimos que poner unos costales de arena a la entrada de la casa para impedir que el agua siguiera metiéndose, es desesperante saber que amanecerás entre el agua cuando llueve mucho”.

Al entrar a la vivienda pudimos corroborar una marca de agua por arriba de los 30 centímetros desde el piso, todo estaba en alto para evitar más pérdidas en su patrimonio.

Entramos chapoteando el agua que hasta el momento de ingresar al lugar aún cubría los pies a nivel de la pantorrilla, parecía zona de desastre, todos los muebles estaban mojados, la estufa, el refrigerador afortunadamente estaba en alto, la cama y el colchón se estaban secando sobre unas sillas.

Afortunadamente las conexiones eléctricas están por arriba, junto a los apagadores de luz, de lo contrario, estaríamos hablando de una tragedia.

Los integrantes de la familia comparten que esta situación es recurrente cuando las lluvias son abundantes, manifiestan que el drenaje se tapa y esto impide que el agua de lluvia fluya por las alcantarillas.

“Todos nos pusimos a sacar el agua desde la madrugada, también sacamos la ropa de los guardarropas, el agua subió más de 20 centímetros, toda nuestra ropa se mojó, junto con todos nuestras pertenencias”.

La señora Guadalupe Puente pide ayuda a las autoridades de Torreón, pide que los gobernantes no se olviden de ellos, que los funcionarios se den una vuelta por el ejido La Concha como cuando andaban en campaña.



CFG



CFG