Paramédicos de Cruz Roja reciben a bebé en domicilio

Bárbara Betancourt y Rubén Eduardo Gallegos, atendieron a Patricia Judith López, de 21 años, quien entró en trabajo de parto en su casa en  la colonia Santa Sofía de Torreón.
Bárbara Betancourt de 21 años y Rubén Eduardo Gallegos de 23, paramédicos de la Cruz Roja, fueron quienes atendieron el llamado.
Bárbara Betancourt de 21 años y Rubén Eduardo Gallegos de 23, paramédicos de la Cruz Roja, fueron quienes atendieron el llamado. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

Al mediodía del sábado, en la Cruz Roja de Torreón se recibió una llamada de auxilio debido a que un bebé estaba a punto de nacer dentro de un domicilio, al llegar los paramédicos tuvieron que recibirlo ahí mismo.

Alrededor de las 12:25 la joven Patricia Judith López, de 21 años, entró en trabajo de parto dentro de su casa, ubicada en la cerrada San Camilo, de la colonia Santa Sofía, sus familiares rápidamente llamaron a la Cruz Roja.

Bárbara Betancourt de 21 años y Rubén Eduardo Gallegos de 23, paramédicos de la Cruz Roja, fueron quienes atendieron al llamado y acudieron para socorrer a la madre, ya que ellos creían que apenas se había roto la fuente, pero al llegar se dieron cuenta de que ya estaba dando a luz, por lo que rápidamente procedieron con el socorro.

TE RECOMENDAMOS: "El llanto de un bebé, una alegría indescriptible"

Aunque fue el primer parto que los dos jóvenes paramédicos asistían, ayudaron a la madre y procedieron con los cuidados, tal como comenta la socorrista Bárbara: "Cuando llegamos al domicilio de la muchacha, la bebé ya estaba naciendo, lo que nosotros hicimos fue ayudarla a terminar con su labor de parto, a cortar el cordón, a sacar al bebé y a aspirar los líquidos que tenía él".

Afortunadamente no tuvieron complicaciones en atender a la recién nacida, una niña con buen estado de salud.

"No se nos presentó ninguna complicación, cuando llegamos ambas estaban bien y los trasladamos a la clínica número 16, es el tercer parto que se atiende en lo que va de estos meses, dos en ambulancia y uno en el domicilio como hoy", agregó Rubén Gallegos.

Los socorristas expresaron su emoción por atender el nacimiento de una vida, explicando que sintieron alegría y nervios de saber que trajeron a una personita al mundo, además le recordaron a los ciudadanos que no deben perder la calma, ya que mientras los paramédicos van al lugar, la persona que se encuentra en radios atendiendo los auxilios los puede ir asesorándolos para que sepan qué hacer y no tengan miedo.


LMG