Mejor transporte reduce 8.5% gases invernadero

Movilidad urbana sustentable
La política de Desarrollo Orientado al Transporte ayudará a planear.
La política de Desarrollo Orientado al Transporte ayudará a planear. (Agustín del Castillo)

Guadalajara

Las diversas estrategias de desarrollo enfocadas al sector transporte en Guadalajara deberán derivar, en caso de que tengan el éxito esperado, en una reducción de hasta 8.5 por ciento en las emisiones de gases de efecto invernadero, señalaron ayer los responsables del trabajo conjunto sobre infraestructura urbana, miembros del Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP) y de CTS EMBARQ México, en el Hospicio Cabañas.

En el trabajo “se observó que la planeación urbana como política pública dirigida a mejorar la movilidad de bienes y personas es indispensable para el adecuado desarrollo económico, ambiental y social de una ciudad, en conjunto con las metas de mitigación del país”, dijo Xtabai Padilla Rodríguez, de ITDP México.

Explicó que la estrategia es fruto de dos años de trabajo con el gobierno federal, los gobiernos estatales y municipales, para la implementación de una política de Desarrollo Orientado al Transporte (DOT), que ayude al gobierno a contribuir con sus metas nacionales e internacionales de cambio climático. CTS EMBARQ México realizó la medición de los impactos climáticos del proyecto de DOT mediante el desarrollo de una herramienta de estimación de emisiones de compuestos de efecto invernadero.

“De acuerdo con los resultados obtenidos, de implementar zonas DOT para 5 por ciento de la población, se obtendría una reducción de casi la cuarta parte del objetivo de las 2.55 MtCO2e [megatoneladas de bióxido de carbono equivalente] contempladas dentro del Programa Estatal de Acción ante el Cambio Climático para el sector transporte”, explicó Julia Martínez de CTS EMBARQ.

La metodología se aplicó en esta urbe como un modelo piloto, pero está diseñada para replicarse en cualquier ciudad o zona metropolitana a nivel nacional, con la finalidad de calcular el potencial de mitigación de GEI en zonas de DOT a través de la movilidad urbana.

“Como estrategia de desarrollo bajo en emisiones y con el objetivo de incentivar una mayor planeación e integración de las políticas de transporte y desarrollo urbano, el trabajo del ITDP se enfocó en la adopción de una política de DOT. La implementación de una política de DOT tiene como objetivo incentivar ciudades con mayor planeación e integración en movilidad y desarrollo urbano y, por lo tanto, promueve estrategias para el desarrollo bajo en emisiones. Implementar la política de DOT puede lograr un aumento del 10 por ciento en la densidad poblacional en zonas con transporte masivo y llegar a disminuir hasta 7.4 por ciento las emisiones de CO2 al día”, secundó Salvador Medina, del ITDP.

Un elemento integrador es el estudio relativo a instrumentos económicos para la gestión de la demanda del transporte (IEGDT) en esta conurbación. A través de estos instrumentos pueden generarse recursos para el financiamiento de la infraestructura vial necesaria y regular los congestionamientos, reduciendo los impactos negativos que provocan. Los vínculos entre la movilidad y la planeación del desarrollo sustentable permitirán medidas efectivas en la reducción de los GEI, explicaron. De este modo, “se puede convertir un proyecto de infraestructura en un proyecto de ciudad”.