Mataron a checados de camiones urbanos

Uniformados vallartenses encontraron a la víctima afuera de una vecindad que presentaba dos impactos de arma de fuego.

Puerto Vallarta

Los oficiales de la Comisaría de Policía Preventiva y Vialidad se encuentran en la búsqueda de sujetos que agredieron con proyectil de arma de fuego  a una persona avecindada en la colonia Villa de Guadalupe a la que le causaron la muerte de dos balazos.

El informe señala que a las 05:44 reportaron a Base Care que en la calle Revolución entre Suiza e Italia en la colonia Villa de Guadalupe se encontraba una persona herida por arma de fuego, por lo que al lugar se presentaron varias unidades policiales observando que sobre la banqueta, afuera de una vecindad se encontraba una persona tirada, que presentaba dos impactos de arma de fuego.

Al sitio acudió la ambulancia de Bomberos, cuyos socorristas al revisar a la persona se percataron que presentaba un impacto en el pecho a la altura de la tetilla izquierda y el segundo en el abdomen, ya no contaba con signos vitales, por lo que dieron parte a las autoridades ministeriales.

En el lugar se encontraban presentes algunos familiares de la persona fallecida, quienes lo identificaron con el nombre de Rodrigo Rodríguez Dávalos de 25 años de edad, vecino de la colonia Villa de Guadalupe, de ocupación checador de las unidades del transporte urbano y según refieren minutos antes éste salió para ir a su trabajo y al ir caminando sobre la calle Revolución fue sorprendido por quienes lo agredieron; desconocen el motivo que tuvieron para hacerlo.

Enseguida los policías desplegaron un operativo en busca de personas sospechosas, ya fuera en motocicleta o en vehículos, a fin de tratar de localizar a los responsables de la agresión, pero al momento de elaborar este reporte no habían sido ubicados.

De las diligencias en la escena del crimen se hicieron cargo el agente del Ministerio Público Oswaldo Delgadillo y la perito en criminalística Carmen Ramírez Cano del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF), quienes localizaron en el sitio dos cascajos de bala calibre 32 así como una ojiva, los cuales se encontraban a escasos metros de donde quedó la víctima.

También una bolsa negra de piel con documentos propios del trabajo de la persona fallecida, así como un reloj checador.