Se descarta hacer homenaje a Benedicto XVI: Arquidiócesis

Luego de que un grupo de personas retiró la estatua de Benedicto XVI, la Arquidiócesis mencionó que la Iglesia no rinde homenajes en vida a líderes religiosos.
Ayer la estatua fue removida por un grupo de personas.
Ayer la estatua fue removida por un grupo de personas. (Mauricio Contreras)

León, Gto

Luego de que el dueño de la imagen de Benedicto XVI, Pedro Gerardo Rodríguez Valadez decidió llevársela, el vocero de la arquidiócesis Jesús Ibarra explicó que la arquidiócesis no analiza por el momento hacerle un homenaje al Papa Emérito, único en la historia de haber visitado hasta hoy León.

Comentó que la iglesia, no hace homenajes en vida de ningún líder religioso, sólo hasta su muerte como fue el caso del Papa Juan Pablo II.

“Esa imagen de la estatua de Benedicto XVI nunca perteneció a la Arquidiócesis, fue más bien de un particular, un escultor que la llevó el día de la visita y ahí se quedó, la sociedad lo vio con buenos ojos que incluso comenzaron a llamar la plaza, ‘plaza Benedicto XVI’, cuando en realidad es plaza Catedral”, explicó el Sacerdote.

En Silao, se bendijo y se colocó una estatua del Papa Benedicto XVI en la parroquia de Santiago Apóstol a su develación asistió el entonces arzobispo de León, José Guadalupe Martín Rábago, ésta mide 3.20 metros de altura, pesa una tonelada y es obra del escultor Arturo Tavareza, aún se puede ver en el atrio.

A diferencia de la estatua de Benedicto XVI, que no se hizo ninguna ceremonia especial para su develación.

“Por no ser de la arquidiócesis nosotros no teníamos noticias de que se la habían llevado, ese es la realidad”, explicó Jesús Ibarra.

Pedro Gerardo Rodríguez Valadez, es escultor y propietario de la estatua y es originario de León, hizo la imagen sin pedir ningún recurso.

“No pidió ayuda a la sociedad, ni a la arquidiócesis, fue un homenaje que quiso hacerle en esos días al Papa, ahí estaba en la plaza”, insistió.

Y explicó, “el papa Juan Pablo II no se le rindió ningún homenaje en vida, la iglesia no acostumbra homenajear a las personas cuando están en vida, sino más bien cuando Dios las llama en su presencia y por su trabajo es cuando la iglesia puede juzgar oportuno o no, erigir alguna estatua o personaje”.

MILENIO confirmó que un grupo de personas retiró la estatua de Benedicto XVI el jueves por la mañana y se la llevaron en una camioneta.