Pierden hasta 20 mil pesos por hectárea de melón tras lluvias

En Nuevo Reynosa en Viesca, Coahuila se sembraron alrededor de 100 hectáreas, pues los productores le apostaron a obtener alguna ganancia para pasarla bien en la Navidad y Año Nuevo.
Se trata de la cosecha de melón 'tardío'.
Se trata de la cosecha de melón 'tardío'. (Domingo López Bustos)

Viesca, Coahuila

Debido a la lluvia que se registró la semana pasada en cuatro días, alrededor de 20 productores agrícolas del ejido Nuevo Reynosa, de Viesca, Coahuila, sufrieron pérdidas económicas por el orden de los 20 mil pesos por hectárea de melón.

Manuel López Ramírez, informó que al menos él cultivó siete hectáreas de melón denominado “tardío”, porque se siembra durante el mes de julio y se cosecha a finales de agosto o principios de septiembre, pero se prolonga hasta este mes.

“El agua de lluvia es buena en este tiempo, pero para los forrajes, para los sorgos, para la alfalfa, para la avena".

“Aunque quiero aclarar que la lluvia no afecta a todos los cultivos, pero para el caso del melón ya sea temprano o tardío sí, porque con la humedad se forman hongos, conocidos como “tizones”, “cenicilla” y “mielecilla”, pero también aparecen gusanos, en pocas palabras, se nos pudre la fruta”, explicó.

En Nuevo Reynosa se sembraron alrededor de 100 hectáreas de melón tardío, pues los productores le apostaron a obtener alguna ganancia, sobre todo para contar con algún recurso y pasarla bien en la Navidad y Año Nuevo.

Sin embargo la humedad provocada por la lluvia dañó en hasta en un 80 por ciento.

“El agua de lluvia es buena en este tiempo, pero para los forrajes, para los sorgos, para la alfalfa, para la avena, el cártamo e incluso para el pasto natural, que se convierte en alimento para las chivas y vacas de los compañeros que las tienen, pero para los meloneros no”, sintetizó López Ramírez.